Fátima

MENSAJE PARA LA APARICIÓN DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y SEÑORA DEL SANTO ROSARIO DE FÁTIMA, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Mi Rosario de Luz se extiende al mundo

Hijos Míos:

Hoy Mi Rosario de Luz se extiende al mundo y los llama a la verdadera oración del corazón, para que, más allá de celebrar Conmigo un aniversario más de Mis Apariciones en Fátima, sus corazones sepan interceder junto a Mí por este mundo lleno de dolor y de angustia.

Hoy Mi Rosario de Luz se extiende al mundo y a cada corazón humano, llamándolos a todos para que oren y reparen el Corazón de Dios, herido por las guerras y conflictos; herido por los ultrajes cometidos a los Reinos de la Naturaleza; herido por no poder derramar sobre Sus hijos el manantial de Amor y de Gracia que proviene de Su Sagrado Corazón.

Hoy Mi Rosario de Luz se extiende al mundo llamándolos para orar un poco más por este planeta, para que las profecías que un día Yo anuncié en Fátima no se cumplan, no se manifiesten delante de sus ojos.

El mundo aún corre el riesgo de ver cumplir Mis Palabras, porque no estuvo atento a las advertencias que Yo le hice ni a los pedidos que realicé para que un tiempo mayor de misericordia estuviese sobre la Tierra.

Hijos Míos, hoy Mi Rosario de Luz se extiende al mundo y los llama para orar más por la vida en el planeta, porque ella se está perdiendo, se está degradando y se está corrompiendo por la distancia que hay entre los hombres y Dios.

Hoy Mi Rosario de Luz se extiende al mundo para que oren por el fin de las guerras y de los conflictos, oren por la perdición que viven los jóvenes, para que ellos encuentren el camino que los lleva al Padre y ya no se pierdan en las distracciones de estos tiempos.

Hoy, hijos Míos, como Señora del Santo Rosario, extiendo estas cuentas al mundo y los llamo para orar Conmigo por un tiempo mayor de paz.

Encuentren en la oración la puerta para develar los misterios de este tiempo.

Encuentren en la oración el bálsamo para curar las enfermedades de esta era.

Encuentren en la oración el secreto para vivir la paz y establecer la paz en el mundo.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA LOCALIDAD DE LOS COCOS, CÓRDOBA, ARGENTINA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

El Gran Milagro del Sol

Hace cien años, en la Cova da Iria, en Fátima, Portugal, sucedió la última y definitiva Aparición de la Madre de Dios, la que trajo para el mundo el fin de una terrible guerra y un prolongado período de paz. En aquel tiempo, la humanidad estaba al borde de su propia perdición.

Aunque el mensaje de Fátima haya sido claro y contundente con la revelación de los tres secretos de Fátima, la Santísima Madre advirtió a Sus hijos que era urgente e inmediata una verdadera penitencia, ya que el arrepentimiento de los corazones concedería al mundo una significativa expiación.

El Milagro del Sol, o el llamado fenómeno estelar, fue el acontecimiento culminante cuando, el 13 de octubre de 1917, este Universo local, del cual este planeta forma parte, vivió un corte en el tiempo y en el espacio.

El Milagro del Sol, o fenómeno estelar, consistió en movilizar a grandes consciencias del Universo Material y a Regentes Cósmicos que permitieran, a nivel planetario, poner fin al ciclo interminable del asedio, de la destrucción y de la conquista en que la humanidad estaba inmersa por la Primera Guerra Mundial.

Este fenómeno, comprendido por la humanidad como el giro constante y aleatorio del Sol, significó la reunión de ciertas corrientes cósmicas del Universo Material, que tienen sus bases en el Sol Central de esta galaxia.

Quisiera, queridos hijos, que ustedes comprendieran que de no haber existido durante el 13 de octubre de 1917 esta intervención evolutiva del Universo Mayor, la humanidad ya se hubiera autodestruido.

Fue necesario, a nivel universal y divino, llevar adelante este movimiento de los elementos solares y estelares del Universo.

Eso permitió detener en el planeta y en su humanidad la idea de una conquista y de un poder desmedidos, que llevaría al desarrollo de otros acontecimientos.

El Milagro del Sol, o el fenómeno estelar, limpió y purificó el psíquico de todo el planeta en menos de quince minutos, tiempo en que los elementos solares y estelares, que fueron operados por los Regentes del Universo, desvanecieron del éter de la Tierra una gran cantidad de registros de sufrimiento y de muerte que habían sido generados.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE FÁTIMA, SANTARÉM, PORTUGAL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Que se construyan los puentes de unión y de amor entre el Cielo y la Tierra, para que las almas ingresen al Reino de Dios.

Que, ingresando en el Reino Sublime, los corazones comulguen de la Presencia de Dios y de Su Divina Fuente.

Que las almas, siendo santificadas, perciban la necesidad de amar más en estos tiempos y de atraer al planeta la restauración espiritual e interna que él necesita.

Que, siendo colmados por la Fuente Creadora, los corazones respondan a la gran convocatoria y que todos participen en este tiempo de la Gran Hermandad Celestial; que nadie pierda la oportunidad de alcanzar nuevos Universos, para que la consciencia interior se pueda ampliar y así pueda construirse un nuevo mundo y una nueva humanidad, consecuente con su propósito y lejos de la constante indiferencia.

De esa forma, cuando todos tomen consciencia sobre la verdadera necesidad de estos tiempos, las almas se colocarán al servicio de los semejantes, y el Plan de Dios finalmente se podrá ir cumpliendo, así como fue escrito.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y SEÑORA DEL SANTÍSIMO ROSARIO, TRANSMITIDA EN LA VILLA DE DORNES, FERREIRA DO ZÊZERE, SANTARÉM, PORTUGAL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

He aquí la Esclava del Señor, hágase en Mí, según Tu Palabra.

He aquí Tu Sierva del Amor y de la Maternidad, bendita entre todas las mujeres y honrada por todas las generaciones.

He aquí Tu Amada Hija, simple en el sentir y profunda en el amar.

He aquí Tu Servidora incansable, que arde de amor y misericordia por las almas que buscan Tu Reino.

He aquí Tu Dulcísima Madre, que vigila Tus rebaños, que los guía y los acompaña hasta el establo de Tu Corazón Misericordioso.

He aquí Tu Estrella, que ilumina los caminos de las criaturas que se abren para conocer lo infinito que es Tu Amor, en esencia, poderoso e invencible.

He aquí la Señora revestida de Sol, que enciende la llama de la oración simple en Sus hijos, que llama a todos a la conversión y al perdón de los pecados.

He aquí la Divina Señora, abogada e intercesora de las causas imposibles, intermediaria entre las almas y Dios.

He aquí la siempre Virgen Madre, que ruega y suplica por la paz, que pide y solicita la unión entre los pueblos y las naciones.

He aquí la Señora del Santísimo Rosario, hoy coronada en Fátima y en el mundo, reconocida como la Madre de la bondad y de la misericordia.

He aquí la Madre Celestial de Dios, que se une a cada peregrino y a cada corazón que busca, en estos días, una Gracia especial: la Gracia de poder amar, de poder perdonar y de ser perdonado por el Padre Eterno.

He aquí la Reina de los ángeles y de los arcángeles, descendiendo en Gloria sobre la Cova da Iría, despertando nuevamente la paz que concede Fátima, como terafín del mundo.

He aquí la Dulcísima Madre, venerada y querida, amada y aceptada por todos Sus hijos, Madre de la Reconciliación y guardiana de la vida, escudo contra todo mal y Templo de la Sabiduría.

He aquí la Santa Mujer más buscada, la que alivia el pesar y el dolor, la que comprende y ayuda a los más perdidos.

He aquí la Madre del Sol, la Señora de la Luz, la que acoge en Su seno el sufrimiento del mundo y lo hace Suyo, para que el mundo sea aliviado del pecado y del error.

He aquí la Reina de Lys, la Comandante de los espíritus misioneros, el Espejo del Amor Divino que se refracta en la esencia de quien la invoca.

He aquí la Madre de la Esperanza y la guardiana de la fe, la gestora de los nuevos principios que repoblarán la Tierra y la nueva humanidad.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA VILLA DE ALJUSTREL, FÁTIMA, SANTARÉM, PORTUGAL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Que en el final de esta primavera surjan los frutos de la conversión del corazón, para que Lys Fátima esté presente en la esencia de cada ser.

De esa forma, queridos hijos, viviendo la pureza original, sus vidas alcanzarán la paz y el fin de toda perturbación humana.

El camino de la oración los llevará a comprender el sentido de su existencia, y todo lo que sucede en la vida quedará más claro y resplandeciente.

Desde aquí, en Fátima, vengo por un mundo herido incapaz de regenerarse o de llegar a la cura, por eso que Yo ofrezco Mi Inmaculado Corazón para que las almas vivan la unión con el Eterno y la reconciliación de sus vidas.

En esta hora del planeta, la humanidad define su camino de redención o de perdición, y su Madre Celeste viene una vez más a su auxilio para que puedan encontrar pronto a Jesús y vivirlo plenamente en la Santa Eucaristía.

Deseo ardientemente, queridos hijos, que hasta la última alma pueda ingresar al Reino de Lys, Reino de Amor y Redención.

Les agradezco por responder a Mi llamado.

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE OPORTO, PORTUGAL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Esta vez, con Mi llegada a Fátima, traeré al mundo la Humildad de Dios, esencia que podría evitar muchas cosas, dentro y fuera de los seres.

La Humildad de Dios es lo que intentará sembrar la Madre Celestial en los corazones que se abran para vivir este misterio, que torna todas las cosas más simples y verdaderas.

Quisiera, queridos hijos, que sus corazones, en este tiempo y dentro del Santuario de Fátima, pudieran percibir la Humildad de Dios, a fin de que muchas, pero muchas almas puedan ser tocadas por este Don que convertirá a cada ser lo que en verdad vino a expresar.

Sin la humildad en la vida diaria no es posible construir los puentes hacia Dios, la humildad es lo que concede al alma la posibilidad de la resignación, que ayuda a tener más consciencia y cuidado al momento de tomar decisiones en la vida.

La humildad permite cultivar un espíritu fraterno, capaz de comprender y aceptar al semejante así como la consciencia es, sin importar sus condiciones o miserias.

La Humildad de Dios los ayudará a conocer su mundo interior de una forma consciente y verdadera.

Piensen en la humildad y vívanla antes de que sea demasiado tarde.

Les agradezco por responder a Mi llamado.

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO DURANTE EL VIAJE DESDE SAN PABLO, BRASIL, HACIA LISBOA, PORTUGAL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Yo soy la Estrella Guía de la noche, que alumbra los caminos para conducir a Mis hijos hacia el Portal del Amor.

Su Madre Celeste, como prometió, está retornando a Portugal, por medio de Su grupo peregrino, a fin de que se lleve adelante la gran expansión de consciencia del Reino de Lys-Fátima.

A todos ustedes como también a sus hermanos que vendrán en sagrada peregrinación, los conduzco hacia los jardines internos de Lys, para que en cada alma se establezca, una vez más, la pureza original.

Con alegría, regocijo y devoción interior su Madre Celeste prepara Su llegada hoy a Portugal para que más corazones puedan encenderse de nuevo en el amor, en la verdad y en la Pureza Original

Así, los invito, Mis queridos hijos, a estar alegres y disponibles a cada momento de la peregrinación por Portugal porque, de esa forma, ustedes tendrán la Gracia y la Misericordia, como tantos hermanos peregrinos, de recibir la bendición de su Madre Celestial.

Seguimos en la fe, en la confianza y en la alegría, ¡porque nuevamente en Europa, Mi Inmaculado Corazón triunfará!

Les agradezco responder a Mi llamado.

Los bendice y los protege debajo de Su Divino Manto,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE SAN PABLO, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Con la luna a Mis pies les anuncio el nuevo tiempo, el tiempo de una nueva Gracia espiritual y divina, que ésta vez recibirá Europa en la próxima Peregrinación por la Paz.

Los ángeles también se preparan para descender del Cielo con el fin de que las almas despierten a la gran convocatoria de estos tiempos.

Será esta luna del nuevo tiempo la que traerá anuncios especiales a la humanidad y la que ayudará, por medio de la Gracia, a que los corazones estén atentos a recibir la Misericordia de Dios.

Su Madre Celeste ofrece una expiación para las almas más pecadoras, y cuando se abran las puertas del interior de Fátima, el próximo 13 de mayo, será el momento de un gran comienzo de ciclo para la humanidad.

Su Madre Celeste acompaña hoy a todo el grupo peregrino que, a Su lado, concretará los más ardientes deseos de una buena obra de paz y de luz.

María Peregrina camina a su lado llevándolos de la mano hasta el Centro Mariano de Fátima.

Les agradezco por responder a Mi llamado.

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN
MENSAJE PARA LA APARICIÓN EXTRAORDINARIA DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE PETALUMA, CALIFORNIA, ESTADOS UNIDOS, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Hijos amados:

Yo soy la Reina de Cielo y de la Tierra, la Madre de cada criatura que vive y anima los universos. Yo soy su Santa Madre Celestial.

Yo soy la misma que detuvo guerras con los méritos generados con la pureza y la simplicidad de tres pastores.

Soy la misma que unió pueblos y culturas por la confianza de un amado indígena, en una nación querida, que Me dedicó la vida y los siglos que vinieron después.

Yo soy la misma que, en Oriente, advierte a las almas para que reparen el Corazón de Dios a través de la comunión con Mi Hijo.

Yo soy la misma que, en Medjugorge, conduce los corazones al descubrimiento de la paz. Yo soy la misma que, como un Búfalo Blanco, Me manifesté ante los ojos de quienes así podían comprenderme, para que ellos también viviesen la paz y la comunión con toda la vida, con toda la Creación.

Yo soy aquella que los advierte, pero que también los ampara.

Yo soy aquella que les dice la verdad que no quieren oír y les muestra lo que no quieren ver, porque llegó la hora de dar nuevos pasos en la transformación del espíritu y de la consciencia. Pero Yo no les traigo solo advertencias sino que también les muestro el camino hacia la Salvación y les enseño, día a día, a encontrar a Cristo y, a través de Él, toda la verdad de la vida superior.

Yo vengo a retirarlos de la ilusión de este mundo, porque muchos están ciegos de corazón, sordos de espíritu e incapacitados de liberar la propia alma de los abismos del materialismo y de la perdición humana.

Yo vengo para abrirles un nuevo horizonte, para que todos Mis hijos reciban la oportunidad de despertar.

Yo vine para transformar la cuna de la oscuridad en el nuevo pesebre de Belén, y devolver a Mi Hijo el reinado que a Él le pertenece, y no a las fuerzas mundanas.

Yo estoy aquí, hijos, para preparar el camino de Cristo, porque Su Luz y Misericordia descenderán sobre cada partícula de vida y buscarán despertar la verdad en las almas adormecidas.

No vengo para llevarlos a una religión, ni nueva ni vieja; vengo a despertarlos al Ahora, a la vida superior que trasciende cualquier doctrina.

Vengo para que descubran la expresión verdadera de la palabra unidad, que tienen en el nombre de esta nación. Vengo para tornar esa palabra viva, en la vida de todos aquellos que Me dijeron sí.

MENSAJE PARA LA APARICIÓN DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Yo soy la Madre de todos los pueblos, de todas las razas, de todas las culturas, de todas las religiones, porque soy la Madre de cada corazón humano y soy el Vientre del cual provienen todas las cosas. Nada está separado de Mí, hijos Míos. Solo se distancia de Mi Corazón aquel que se olvida de su filiación Conmigo y que se olvida de la unidad que debe existir entre cada corazón humano y Dios.

Por eso vengo al mundo y coloco bajo Mi manto cada nación; por eso hago de aquellos de Mis hijos que están despiertos verdaderos espejos de Mi red de luz, para iluminar los abismos internos y planetarios que todavía oscurecen este mundo, y así liberar el mal y el sufrimiento de las almas.

Hijos, hoy Mi Corazón se regocija en Brasil como en Fátima, y Mi rosario se extiende más allá de los continentes, abrazando con sus cuentas de oración todos los mares y curando así el sufrimiento de los Reinos de la Naturaleza. Es así que uniendo Fátima y Aparecida, Me valgo de las oraciones de Mis hijos para realizar una tarea planetaria más amplia, que abarque todos los Reinos y todos los corazones.

Quisiera que Me acompañaran con sus más sinceras oraciones, intentando comprender la gran necesidad de que este mundo sea bañado por la Luz de Dios Altísimo y que los corazones reciban del Padre el despertar que sus almas tanto esperan.

Hijos amados, el terror aún existe en muchas partes del mundo, material e espiritualmente, sometiendo muchas almas. Por más que ustedes estén siempre bajo Mi manto, deben ser conscientes de que esta protección que Yo les entrego es para que trabajen Conmigo por la Paz y por la redención de este planeta.

Quisiera en este día, que Mis hijos en Fátima, como en Aparecida, sean conscientes de los Espejos de Luz que allí deposité para irradiar sus oraciones al mundo entero; sin embargo, hijos, las verdades de los Cielos fueron dichas para muy pocos, y esos deben representar a toda la humanidad.

Quisiera que Mis santuarios estuvieran repletos de almas conscientes de su misión y que, con el espejo de su corazón encendido, hicieran, de cada uno de esos santuarios, verdaderas usinas de transmutación y de redención para el planeta.

Por eso les pido, en este día, que aquellos que están más conscientes de Mi Llamado oren Conmigo por la paz mundial. Clamen por el despertar de las almas y, solo hoy, no pidan nada para sí.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE FÁTIMA, PORTUGAL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Haciendo posar Mis pies sobre el Reino de Fátima retorno a este lugar y en este día para reencender en el mundo su pureza original.

Retorno para traer la paz al mundo y un tiempo mayor de misericordia. Retorno para despertar en Mis hijos el Amor de Dios y la compasión interior que debe existir entre las consciencias.

Hijos Míos, desde el Reino de Fátima proclamo la grandeza de la Misericordia de Dios, ya que Él coloca de nuevo en el camino a todos los que lo habían perdido de vista.

Queridos hijos, es una alegría infinita poder retornar a la Casa de Lis, al Santuario Interior que trae nuevos códigos divinos para las consciencias.

Por eso, hijos Míos, con sus corazones bien abiertos vuelvan a recorrer cada espacio de este gran Santuario planetario para que los ángeles depositen en sus esencias esa sagrada energía. Y los que no pueden estar presentes aquí, coloquen sus corazones entre Mis manos para que Yo, Vuestra Madre Celeste, los pueda elevar hacia la Casa del Padre Celestial.

Queridos hijos, que sus corazones palpiten en Lis-Fátima para que al final de todo se cumpla el Proyecto de Mi Amado Hijo.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice siempre,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y SEÑORA DEL SANTÍSIMO ROSARIO,TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Hoy celebro junto a ustedes la oportunidad divina de haber descendido desde el Cielo a la Tierra para pedirles, como una vez en Fátima, oración por la paz.

Hoy, con Mi Inmaculado Corazón expuesto como luz para el mundo, vuelvo aquí después de noventa y nueve años para repetirles incansablemente el mismo pedido: recemos por la paz y por el fin de las guerras.

En aquel tiempo, Lis-Fátima despertó y trajo para la humanidad la Misericordia y la Pureza que ella había perdido, y Vuestra Madre Celeste vino para pedir a todos la consagración de las naciones al Inmaculado Corazón, una misión que aún está vigente para toda la humanidad.

Hoy Lis-Fátima muestra al mundo la pureza de su Santuario Interior, para que los corazones recuerden que deben despertar a su pureza original y vivirla.

En este día, queridos hijos, en el que Mis ojos observan al mundo y al mismo tiempo observan la gran tarea espiritual y divina del Centro de Fátima, quisiera que sus vidas estuvieran en verdadera ofrenda y donadas para el cumplimiento de Mis planes marianos en estos tiempos.

Traigo para ustedes la presencia angelical, la incalculable fuente de amor y de paz para un mundo indiferente. Por eso, Mis hijos, reparen Mi Corazón y así repararán el Corazón de Dios de todas las ofensas e indiferencias cometidas por los que no escuchan y por los que niegan Mi divino llamado.

Trabajen Conmigo como soldados de la oración y, por medio del verbo elevado, cierren las puertas a los infiernos de este mundo. Sean Mis testigos en este tiempo y confirmen su cooperación con el Plan de Dios, aún hay mucho por hacer y ya no hay tiempo.

Abiertos de corazón, alivien el Corazón de Vuestra Madre de tanta ingratitud. Unidos a Mí, proclamen la victoria de Mi Sagrado Corazón en todo el planeta.

Los jardines de Lis aún los esperan para que puedan entrar y renovar sus consciencias en la fuente de la pureza original.

Mi Gracia hoy se manifestará en cada peregrino, en cada alma que encienda su vela aquí en este Centro de Amor(1), como también en el Santuario de Fátima, para así responder al plan de paz y confirmar su fe ante el Señor.

MENSAJE PARA LA APARICIÓN DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y SEÑORA DEL SANTO ROSARIO DE FÁTIMA, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Hijos Amados:

Hoy Mi Rosario se extiende al mundo entero y, del Centro Interior de Fátima, donde la pureza habita, hago recorrer cada cuenta de Mi Santísimo Rosario por los abismos del planeta, por las naciones en conflicto, por los hogares sin paz y en los corazones de todos los que se unen a Mí en oración.

Mis amados, vengo como Nuestra Señora del Santo Rosario para que la humanidad recobre la pureza que perdió de su corazón por medio de la simple oración del Santo Rosario.

Vengo como Su Santa Madre de Fátima para decirles que en el ejercicio de la oración es que el corazón se fortalece y se prepara para ahondar en los misterios celestiales. Cuando oran de corazón y abandonan las preocupaciones de este mundo para dedicarse solamente a orar, con todo su ser, sus corazones se vuelven espejos de luz que captan de Mi Universo de Amor la paz que deseo irradiar al mundo y que ustedes la reflejen como atributo espiritual para todo el planeta.

Muchos de Mis Hijos se olvidaron de la vida de oración y, aun cuando no encuentren la paz y reconozcan la degradación en la cual se encuentra este mundo, prefieren unirse orgullosamente al caos que, con humildad, rendirse a la vida de oración.

Hijos, aquellos que oran descubren la verdad, porque se unen a la propia Verdad, que es la Consciencia de Dios Altísimo, y así disipan de sus ojos la ilusión que los cegaba.

No hay misterio que no pueda ser revelado al corazón que ora con sinceridad, porque ese corazón conoce la ilimitación de Dios y no encierra, en la pequeña comprensión humana, las expresiones del Creador y la grandeza de Su Creación. Por eso, hijos, deseo que oren cada vez más profundamente, para que sus corazones estén preparados para encontrar la realidad que hasta hoy permaneció invisible para la mayoría de los seres humanos.

Quiero que se fortalezcan no solo para enfrentar el caos con valentía y en unión al Propósito Divino; también quiero que se fortalezcan para hondar en una realidad que trasciende toda la vida material y que no se asemeja en nada a la que conocen hoy.

Quiero que se fortalezcan para que vean encendidos los espejos de Fátima y para que en ellos lean la verdadera historia de la humanidad.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

En la víspera del cumplimiento de los noventa y nueve años de Mis Apariciones en Fátima, quisiera llevarlos a través de Lis para que encuentren la Misericordia de Dios.

Quisiera que sus almas buscaran la unión perfecta con cada uno de los jardines internos de Lis-Fátima y que, al mismo tiempo, encontraran la fuente de la pureza original no solo para ustedes, sino también para el mundo.

Vengo, hijos, en este día de vigilia de oración para que sigamos orando por la paz, sin cansarnos de pronunciar la bendita oración del Avemaría.

En este mes de mayo quiero verlos plenos en la oración como en la unión interna con el Inmaculado Corazón de María. Por eso, queridos hijos, nuevamente las puertas del Reino de Lis-Fátima, del Santuario Interior, se abren por las manos de los santos ángeles que acogen y reciben a los que, día a día, caminan sin demora por el sendero de la transformación.

Unidos al Santuario Interior de Lis-Fátima, queridos hijos, crean en esa pureza original que Dios depositó desde el principio de sus existencias y sean uno con los otros, sean esas llamas flameantes de amor por la humanidad.

Hoy repitan con alegría “Dios te salve, María”, porque la Gracia del Padre será la que los hará dignos de poder ingresar en consciencia y devoción en los jardines internos de Lis. En ese Cielo de Fátima en donde los jardines internos se revelan, ustedes queridos hijos, encontrarán la historia escrita en Sus espejos sobre el Amor de Vuestra Madre Celeste por la humanidad.

Cuando se abren las puertas al tiempo de purificación, hijos Míos, permitan que la llama sagrada de Lis traspase sus corazones y que sus consciencias sean tocadas por el Amor de Dios. Así, hijos, permitirán que Lis resurja en ustedes como si fuera la primera vez, permitan que ese Centro Sagrado y Angelical se muestre a las esencias aún no redimidas.

Caminen libres de sí mismos por esos jardines internos y dejen que sus esencias sean bañadas por la Luz del Reino de Lis. Unidos en este día de oración, oren, hijos Míos, sintiendo la presencia del Reino de Lis en sus vidas y en cada una de sus oraciones. De esa forma encontrarán Sus espejos internos y reflejarán, desde ese Centro, la pureza que hoy necesita la humanidad.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:Pure

A dos días del nonagésimo noveno aniversario de Mis Apariciones en Fátima, les pido que oren Conmigo para que la humanidad recupere su pureza esencial, pureza que la llevará a encontrar la paz.

Ante tanta adversidad en el mundo, ante tanto odio y rencor, busquen en este mes de mayo la llama divina de Mi Inmaculado Corazón, la que no solo les dará calor y los abrigará, sino que además la llama de Mi Corazón guiará sus caminos.

Queridos hijos, quiero que hagan memoria de Mis Apariciones en Fátima, del acontecimiento universal y divino en el que la humanidad fue llamada a recuperar la compasión del corazón y así abrazar la redención de la vida.

Como respuesta a ese llamado, pocos consiguieron penetrar el misterio que Vuestra Señora del Rosario en aquel tiempo les estaba indicando. Ahora, queridos hijos, con sus corazones un poco más abiertos, vengan Conmigo a la “Cova da Iría” el próximo 13 de mayo para rezar por la paz y por el fin del sufrimiento que el propio hombre terrestre crea.

Entren en Mi Inmaculado Corazón en vigilia y tengan consciencia de lo que les pido, recen el Santo Rosario y proclamen el triunfo de Mi Corazón en el mundo entero.

Hijos Míos, así podrán aproximarse a la pureza esencial que Yo derramé en Fátima a través del testimonio de los tres pequeños pastores de Aljustrel.

En unión a sus ángeles de la guarda, queridos hijos, sientan en este momento el llamado de Mi Corazón para que más vidas de la Tierra alcancen el Reino de Dios.

Les agradeceré por su correspondencia.

¡Gracias por responder a Mi llamado!

Los une al Corazón de Dios,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

En este mes de mayo se celebra en Fátima el triunfo de Mi Inmaculado Corazón, y todos Mis hijos del mundo son invitados para hacer triunfar el Corazón de Vuestra Madre en la vida de cada ser de este planeta.

Al mismo tiempo, Aurora comienza en mayo a despuntar en el profundo silencio de su invisible Reino y sin percibirlo los corazones participan de un momento muy especial. Dichosos los que hoy están aquí acompañando sin demora la Obra redentora de Mi Hijo, porque ha llegado el momento de la gran correspondencia de los corazones al Plan de Dios.

Es así, queridos hijos, que dos acontecimientos importantes se manifiestan en el mundo: primero, el despertar de Aurora en cada corazón que respondió al llamado y a la convocatoria en el Centro Mariano de Aurora. Segundo, la congregación de almas en Fátima durante mayo, para ese gran momento en el que la humanidad hará memoria y recordará Mi llegada a Fátima para traer la paz.

Ahora que todos son invitados a definir su camino por el Plan o por la vida común planetaria, el Señor los llama a responder al llamado que viene del Universo para intentar salvar lo que queda de esta humanidad.

Durante mayo se prepararán para lo que vendrá, y aquel corazón que esté despierto podrá reconocer que es necesario responder y cumplir con todos los pedidos de los Mensajeros Divinos en la hora cierta.

Pidan, en oración, capacidad y sabiduría interior para poder corresponder a lo que Dios manda, ahora ese será su deber.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los despierta a la verdadera necesidad de estos tiempos,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y MADRE DE LAS AMÉRICAS, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE PORTO ALEGRE, RS, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Mis queridos hijos del mundo entero:

Con América en el Corazón Me aproximo en este día para pedirles una vez más que oren a Mi Inmaculado Corazón por la paz en América y el mundo.

La furia de los injustos y la mentira de los enmascarados provocan la revolución en las naciones de América, y la humanidad de América del Sur aún no está preparada para el gran momento de su purificación.

A través de un llamado urgente a la oración, Mis queridos hijos, Vuestra Madre Celeste los llama a despertar en estos tiempos de emergencia y, especialmente, a que correspondan a todo lo que está siendo pedido por los Sagrados Corazones.

Los tiempos ya cambiaron nuevamente, por eso, Mis hijos del mundo, no solo los llamo a vivir una oración verdadera y fervorosa, sino que también los llamo a un servicio delante de las últimas catástrofes en el mundo.

Queridos hijos, si Yo hubiera dejado de venir a visitarlos diariamente, la humanidad se hubiera autodestruido en pocos meses y la injusticia, la manipulación y obsesión social hubieran sumergido a Europa y al mundo. Por eso hoy desde Fátima, Corazón del Reino de Lis, Santuario mundial de oración, Mi Inmaculado Corazón proclama a viva voz el llamado al despertar.

No quisiera que la ignorancia de la mayoría los hiciera desistir del camino que Mi Hijo los invita a vivir, un camino de oración por la humanidad.

El planeta y todos sus habitantes escogieron este ciclo final para aprender a través de la purificación. Mi Corazón pulsante no se ha cansado de pedirles oración, ayuno y Comunión como fuentes de reparación y de misericordia para el mundo. Pero aún la humanidad está sorda y ciega, prefiere vivir la transición y rechaza el Amor de Mi Corazón; por eso hoy Vuestra Madre llora mirando al suelo, pidiéndole al Padre Celestial Piedad y Misericordia.

Hijos Míos, la humanidad incita la Justicia de Dios y no sabe lo que está haciendo; muchos fieles de la Iglesia han perdido la devoción a Mi Corazón porque están presos de las tentaciones del mundo.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y MADRE DE LOS REFUGIADOS, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN​​

Queridos hijos:

Ankara en este momento es el foco principal de Mi adversario, pero no teman por eso, porque el poder de la oración del corazón cierra todas las puertas inciertas.

La obra fraterna que Turquía está realizando de ayuda a los refugiados de Medio Oriente, y los frutos de caridad que esta obra imparte, hacen estremecer el corazón del adversario porque una vez más triunfa el Amor de Dios.

A pesar de los últimos atentados sucedidos en Ankara en donde nuevamente almas inocentes sufrieron la pérdida de sus vidas, el triunfo del amor y del servicio misionero y de los servidores de la asociación turca permitieron espiritualmente, a través de la quietud y de la calma, que también esas almas fueran acogidas por los ángeles del Cielo.

Dios espera que esa persecución y maldad terminen antes de que llegue la Justicia definitiva del Cielo; que los hombres al menos tomen consciencia de todo lo que están destruyendo en la vida planetaria y en los Reinos de la Naturaleza. Es por eso que a la humanidad solo le resta orar y orar de corazón, pronunciando cada palabra con fervor y con la aspiración de que las guerras terminen pronto.

Como lo dije una vez en Fátima, los guerrilleros se cansarán de luchar, el caos ya no podrá oponerse más a la guerra1 desde el momento en que los corazones del mundo decreten ante el Universo que no quieren la guerra sino la paz.

El adversario no descansa, pero por más que se realicen sus planes, estos se debilitan porque son planes falsos y, al final, el Inmaculado Corazón de María, el Amor de la Madre del Mundo triunfará a través de todas las almas de Medio Oriente que ofrecen sus vidas al servicio y al rescate de los perseguidos y de los lastimados.

La victoria del Reino de Dios primero se verá en los corazones simples y donados, en ellos se reflejará la mirada de Cristo.

Que las obras humanitarias continúen, es hora de servir a la humanidad para su salvación, por el descenso de la Divina e Inagotable Misericordia.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice y los guía,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz y Madre de los refugiados
 

1En estos tiempos finales las fuerzas del caos y del mal se enfrentan entre sí.

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y MADRE DE LOS REFUGIADOS, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN​​​

Queridos hijos Míos:

En el auge de la guerra de los tiempos, el triunfo de Mi Inmaculado Corazón ocurrirá a través de los que en confianza absoluta caminen a Mi lado para así concretar los planes de paz.

En ese trayecto, queridos hijos, mediante el servicio humanitario en cada región de este mundo, verán cómo se muestra la crueldad humana, acción que ha llevado a la perdición de numerosas almas.

Para poder recuperar a las almas perdidas y la dignidad de cada una de ellas, hijos Míos, es necesario que a través del fuego poderoso de la oración se transmuten todos los males que oprimen a gran parte de la humanidad.

La tarea de transmutar está centralizada en los Centros de Oración por la Paz que Yo misma he fundado en esta parte del mundo. Es por eso, queridos hijos, que ante la demanda espiritual planetaria de transmutación, es necesario que los Centros Marianos estén vivos, que ellos tengan vida, liturgia, procesiones y oración cada vez más elevadas y ofrendadas al Proyecto redentor de Mi Amado Hijo.

Hijos Míos, teniendo en la consciencia la importancia de la vida de un Centro Mariano, todas las puertas del Cielo estarán abiertas para que la transmutación planetaria se realice. Fátima, Lourdes, Guadalupe, Medjugorje, La Salette y los actuales Centros Marianos en América del Sur, se han vuelto potentes usinas de liberación y de redención de las fuerzas del caos planetario, especialmente de los ejércitos del adversario que trabajan a través de las guerras.

La tarea de mantener la vida de los Centros Marianos persistiendo hasta el fin para que todos puedan tener un planeta donde vivir, es una tarea espiritual y operativa de todos los miembros de la Red-luz y de los grupos de oración del mundo.

La Jerarquía Celestial cuenta con los Centros de Oración para que todo lo liberado a través de las misiones humanitarias pueda encontrar un lugar de evacuación en otros universos.

Les dejo, hijos, el compromiso íntimo de ser guardianes de la obra de la Jerarquía Celeste a través de los Centros Marianos.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los despierta siempre a una tarea mayor,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz y Madre de los refugiados

Páginas

Quiénes somos

Asociación María
Asociación religiosa cristiana y ecuménica que tiene por finalidad difundir el mensaje universal de amor y de paz que Cristo Jesús, la Virgen María y San José transmiten a los monjes de la Orden Gracia Misericordia, estimulando el crecimiento espiritual a través de la oración y del servicio altruista.

Contacto

Mensajeros Divinos