MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Queridos hijos:

Hoy llegamos al final de un ciclo y al comienzo de una nueva etapa.

Después de estos dos últimos meses de recogimiento, Mi Materno Corazón pudo contemplar, con alegría, la madurez, la seriedad y la responsabilidad con las que cada corazón orante asumió la misión de orar por la paz en las naciones; y también he podido contemplar, hijos Míos, el efecto positivo y mundial que este trabajo diario construyó, amorosamente, en los últimos tiempos.

Por ese motivo, queridos hijos, es que hoy puedo decir que los amo y que siempre los amé, porque sé que dentro de ustedes existen grandes posibilidades de amar a Dios y de ayudarle a expresar, en la Tierra, Su Plan de Amor y de Redención.

Quiero decirle al mundo que hoy cuento con un fortalecido ejército orante, consagrado como Hijos de María, que ya comprende y vive la importancia de manifestar la Voluntad de Dios.

Por eso, hijos Míos, nunca se cansen de orar y de suplicar, porque la oración abre las puertas del Reino de Dios y la Gracia, que es infinita, puede derramarse sobre todos Mis hijos.

Yo los invito a seguir difundiendo este importante pedido.

Yo los invito a que, cada día más, abran las puertas de sus grupos de oración para que más almas puedan ser congregadas por la Misericordia de Dios.

Mantengan, hijos Míos, esa fidelidad Conmigo. Que nada los haga dudar ni oscilar porque, en este ciclo, estamos construyendo el triunfo de Mi Inmaculado Corazón en el interior de cada ser.

Queridos hijos, los animo a seguir colaborando para que Mis Planes de paz se puedan concretar en la humanidad y todos los conflictos se terminen.

Hijos Míos, hoy derramo el poder de la Luz de Dios sobre sus almas para que, fortalecidos por la fe y colmados por la sabiduría, el Padre Celestial le conceda al mundo un mayor periodo de paz.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE PARA LA APARICIÓN DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ Y SEÑORA APARECIDA, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Para que el triunfo de Dios en las naciones sea una realidad

Para que el triunfo de Dios en las naciones sea una realidad, hijos Míos, tomen sus rosarios y recen incansablemente. Recen para que la fe no desaparezca de este mundo y que ella sea inquebrantable e indestructible en los corazones de Mis hijos.

Los Planes de Dios para este mundo aún están vigentes y Su Paz no se desvanecerá de los corazones si ellos luchan con lo más precioso que tienen para eso, que es el poder de la oración, la gracia del servicio y la humildad de sus vidas para vencer, delante de todo el orgullo y la vanidad de este mundo.

Hijos Míos, en oración encuentren el Corazón Inmaculado de su Madre Celestial y contémplenlo para que la fortaleza alcanzada por Mí, mientras acompañaba la Cruz de Mi Hijo, pueda vertirse sobre sus espíritus y, de la misma forma, todas las virtudes de Mi Inmaculado Corazón estén disponibles para que ustedes las vivan y las expresen al mundo como un ejemplo en estos tiempos.

Recen el Santo Rosario y contemplando esos pasajes de la vida de la Sagrada Familia, dejen que los Dones que Dios Nos entregó, para cumplir esta divina misión en el planeta, también estén disponibles para cada uno de los orantes de la Tierra.

Que la oración los una a Dios y les traiga comprensiones más amplias sobre la vida.

Que la oración los lleve a comprender sus propias pruebas y, más allá de eso, la gran prueba de las naciones y del planeta, que ya está en curso.

Todo ya comenzó, hijos Míos.

Sepan que nada de lo que vivirán en la Tierra simboliza el abandono de Dios. Todas las pruebas que el Señor les permita vivir son para que se superen en el amor y en la fe, y dejen en la consciencia humana un principio nuevo del Amor de Dios, Amor que nace en sus corazones cuando son capaces de amar, independientemente de las circunstancias.

Sepan que el Reino de Dios habita en su interior y es allí primero que él debe ser una realidad.

Si dejan que este Reino se establezca en sus corazones, sin importar lo que suceda en el mundo, el Padre siempre tendrá un camino abierto para enviar a Su Hijo a la Tierra, cuando llegue el tiempo.

Oren por las naciones y oren por esta Sagrada Obra de Dios.

Celen para que los Centros Marianos se expresen y sean verdaderas fuentes de paz para el mundo, que en ellos las almas sacien su sed y encuentren aliento, esperanza y paz.

Confíen, porque el mal no permeará al mundo por siempre, y persistan en la oración y en la unidad con los Mensajeros Divinos.

Un día, hijos Míos, este Reino que habita en su interior se revelará al mundo y se extenderá a los todos los rincones del planeta, en una expresión bella e infinita de una vida sagrada que siempre habitó la Tierra, pero que estuvo invisible, así como el Reino de Dios en sus corazones.

Encuentren la paz contemplando las estrellas y sepan que, más allá de ellas, un vasto Universo los aguarda, porque el amor que aprenderán aquí, ustedes lo llevarán hacia cada espacio de la Creación Divina.

Por eso, tengan fe y persistan, recen y estén en unidad, así el triunfo de Dios será una realidad, tanto en las naciones como en toda la vida.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz y Señora Aparecida

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE SANTIAGO, CHILE, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

En los planos internos su Madre Celeste ya está reuniendo a las consciencias de esta nación para que, a los pies de estas sagradas montañas, ellas se rindan a Cristo y participen de la comunión reparadora que Mi Corazón les ofrecerá durante estos próximos días.

Esta rendición primero será espiritual y después será material, para que las consciencias de este país tomen contacto con su realidad espiritual y física, y así puedan vivir su momento de redención.

Esto llevará un largo tiempo hasta que, finalmente, la mayoría reconozca que es importante mirar todos los días a Dios y poder vivir en Su Corazón de Compasión y Amor.

Por eso, desde ahora los invito a seguir orando por las intenciones de su Madre Celeste para que ellas se concreten, una a una, y para que en estos tiempos definitivos se establezcan la cura y la paz en la mayoría de los corazones.

¡Esto también ayudará a hacer triunfar Mi Inmaculado Corazón!

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE MENDOZA, ARGENTINA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

La misión que ya cambió

Queridos hijos:

El día 13 de octubre, mientras su Madre Celeste estaba visitando a Sus hijos de Argentina en el Centro Mariano del Espíritu Santo, Mi Voz de Madre les recordó a todos la importancia de la concreción de esta misión; sobre todo de la segunda parte de la misión que corresponde a la nación de Chile.

Se vieron los esfuerzos que, por ejemplo, Mis hijos de Argentina hasta el día de hoy realizaron, eso es lo que ha permitido que esta sagrada misión, integrada por todos los orantes, pudiera llegar hasta la ciudad de Mendoza.

La importancia de la concreción de la tarea espiritual de los Mensajeros Divinos con las naciones y la colaboración consciente de los que participan directa o indirectamente de esta Obra de amor, permiten generar las bases necesarias para que el Plan previsto para cada nación, como para cada parte de la humanidad, se pueda cumplir y, especialmente, ciertos acontecimientos catastróficos sean impedidos.

Así, las almas, con un poco más de tiempo material, pueden meditar y revertir sus errores, recorriendo, a partir de este ciclo, la senda de la redención que Mi Hijo ofrece.

La concreción de una misión divina como la de Chile incluye muchos factores, algunos a favor y la mayoría en contra, ya que dicha nación, en los últimos tiempos, no ha sido receptiva a los cambios espirituales e internos que necesita vivir.

Ese es el motivo por el cual Chile, como país, ha enfrentado procesos de purificación a través de terremotos, tsunamis, sismos y recientemente por medio de gravísimos incendios.

En el año 1981, su Madre Celeste se presentó como la Dama Blanca de la Paz, en Peñablanca, Chile, con el fin de detener los graves errores de la dictadura y de los desaparecidos, lo que se volvió un proceso regional de todo el Cono Sur, promovido y planificado por dicha nación.

En ese sentido, la deuda espiritual adquirida por Chile es, en este momento, impagable.

Es así que el Dios Misericordioso y Compasivo decidió arriesgar esta misión peregrina por Chile para intentar por todos los medios que esa nación tenga una oportunidad.

Como en los últimos meses el apoyo y la colaboración para esta peregrinación ha llegado de parte de muy pocos corazones donadores, la misión por la Argentina, en esta última fase, comenzó a sentir la falta de medios y de recursos para poder continuar.

Cuando la Divinidad presenta el programa de una peregrinación significa, en una primera instancia, una aspiración que la humanidad más despierta es llamada para ayudar a concretar, como es el caso de Santiago, de Valdivia y de Punta Arenas.

Pero como esa aspiración hasta el momento no se ha manifestado totalmente, hoy, como Madre e Intercesora de las justas causas del Cielo, Me veo en el deber y en el compromiso de anunciarles que la peregrinación cumplirá la mitad del programa previsto.

De todas formas, con los pocos recursos recibidos deberemos llegar a Santiago de Chile, para que, sí o sí, Chile reciba al menos una parte de toda la Gracia, de la Redención y de la Misericordia previstas.

Para que eso sea posible hoy vengo a pedirle al mundo que por lo menos ayude a su Madre Celeste a llevar esa misión adelante en tres lugares que he escogido para tal fin. Estos son: Santiago, los días 24 y 25 de octubre, Viña del Mar, el día 28 de octubre y Valparaíso, los días 5 y 6 de noviembre con la Maratón de la Oración.

Estos lugares escogidos por Mi Corazón son relativamente cercanos y están dentro de la posibilidad de los recursos recibidos.

De todas formas, queridos hijos, la ayuda para que todo esto suceda será imprescindible.

Quedará en la aspiración de su Madre Celeste la próxima visita a Valdivia y a Punta Arenas en la esperanza de que, en otro ciclo, sus consciencias ya estén en otro punto del despertar.

Agradezco la compañía de todos Mis hijos y nuevamente agradezco los amorosos esfuerzos.

Los bendice siempre,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE SALAMANCA, ESTADO DE GUANAJUATO, MÉXICO, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Cuando el triunfo de Mi Inmaculado Corazón está cerca parece que todo se precipita, al punto de que a ustedes les llegan nuevos cambios. Lo importante en este momento es que ustedes tengan certeza de que al estar a Mi lado nada les pasará, porque Yo siempre los coloco dentro de Mi Corazón para que nada los pueda percibir ni observar.

Así en esta hora termino de formar a los últimos ejércitos orantes para que acompañen a la Madre Celeste en esta batalla inminente del Armagedón. Quisiera que ustedes, queridos hijos, sintieran la confianza de que todo está en su lugar aunque a veces no lo parezca. Cada señal que reciben en su interior es importante, porque los colocará más cerca o más lejos de la Voluntad Divina.

Por eso en este día vengo para decirles que los pasos de Mi Plan de Paz se están dando y que todos ustedes, a su debido tiempo, serán beneficiados por los resultados de esta peregrinación. Es así que después de tanto tiempo su Madre Celeste consigue llegar y tratar asuntos de la humanidad que parecían imposibles de resolver. De esa forma, Yo les enseño a tener fe y a practicarla por encima de toda prueba y dificultad.

Que los Espejos de sus corazones hoy brillen ante el Mío, para que todo esto sea una preciosa ofrenda de amor y de reconciliación con su Padre Dios. Les dejo en este día un camino abierto para que reencuentren su pureza esencial, llave que fácilmente abrirá las puertas a la Hermandad, así como hoy sucedió.

Quédense en Mis brazos durante este día para que Yo los pueda seguir contemplando y Mi mirada los pueda proteger y apartar de todo mal. Sean valientes, y sigan siéndolo, por el triunfo total de Mi Corazón Purísimo.

Les agradezco por responder a Mi llamado.

Los bendice siempre,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz 

MENSAJE PARA LA APARICIÓN DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA SAGRADA CASA DE MARÍA, MADRE PAULISTA, EN LA CIUDAD DE SAN PABLO, BRASIL, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Mis amados hijos de Brasil y del mundo entero:

Hoy, Mis brazos se abren y Mi Manto se expande sobre América, anunciando que el triunfo de Mi Corazón está próximo.

Hoy les agradezco y, con alegría en Mi Mirada, les pido que sigan caminando Conmigo por el despertar de las almas y por la redención de os corazones.

Hijos Míos, desde el principio, el Creador Me encomendó cada alma de la Tierra como lo más precioso que Él tenía como proyecto de la Creación. Me señaló desde el Cielo este mundo y Me pidió, con amor, que cuidara y amparara cada uno de Sus hijos; que no mirase con pesar sus faltas, sino con compasión y esperanza; que fuese Mi Fe en Sus creaturas lo que amparase eternamente la oportunidad de ellas de dar los pasos y rehabilitarse en el camino que las lleva a Dios. Y así lo hice, hijos, desde el principio de este mundo.

Cuando vine a la Tierra como Madre de Jesús y esposa de San José Castísimo, fue para consumar Mi entrega y maternidad. Fue para materializar, junto a Mi Hijo y a San José Castísimo, el profundo Amor de Dios por los hombres. Fue para que todos conocieran y reconocieran la maternidad de su amada Madre Celestial, porque de esa forma, hijo amados, podrían encontrar el camino que los trae hasta Mi Corazón, podrían sentir que Mi Manto está cerca y siempre abierto para acogerlos.

No todos reconocieron Mi Maternidad Divina, pero eso no significa que Yo no sea Madre de los que me niegan y de los que no Me conocen. Yo soy la Madre de todos. Soy la Madre de los que Me proclaman y la Madre de los que Me ignoran. Soy la Madre de los que Me aman y Me conocen y la Madre de los que son indiferentes Conmigo.

Hijos, no amo más ni menos a los que responden a Mi Llamado o a los que no Me ayudan a manifestar este Plan. El amor de Mi Corazón proviene de Dios, proviene de la Fuente. Es un amor que desciende de la Verdad y que reconoce la Verdad en los corazones; por eso, los amo por igual.

Yo no veo, hijos Míos, la indiferencia de los hombres, porque conozco sus esencias. Mi gran pesar es que ustedes no reconozcan la Verdad y crean que son sus imperfecciones e indiferencias sin conocer jamás su propia esencia.

Yo vengo al mundo para conducirlos a la Verdad y al Amor, que es Mi Santísimo Hijo. Por eso, Mis queridos, Yo ruego por todas las naciones, por cada Reino de la Naturaleza y por cada corazón, porque todo eso es parte del Amor Infinito de Mi Hijo y para Él debe retorn. El Corazón de Cristo, el Corazón de Dios y Mi Inmaculado Corazón estarán incompletos si ustedes no se reconocen como parte de ellos ni viven en ellos.

Por este motivo, hijos, por la expresión y la manifestación de la unidad, es que Yo aspiro a llegar a cada nación, para que cada nación venga a Mí y Me encuentre.

Quiero consagrar a este mundo para que conozca la Voluntad de Dios y la siga. Quiero consagrar a sus vidas para que retornen a lo sagrado, la verdad y el amor y para que las ilusiones no los confundan ni permitan que ustedes se pierdan.

Hijos, quiero entregarles Mi Paz infinita e inmutable para que la multipliquen, porque sé que no todos escucharán Mi Llamado a tiempo. Pero si Me escucharan en el momento de mayor tribulación, cuando las almas clamen por auxilio, encontrarán en ustedes, Mis hijos el puente hacia Mi Corazón, la Fuente Viva de Paz y de Perdón.

Ayúdenme en este tiempo a multiplicar la Paz, viviéndola en sus hogares y en su día a día. Oren Conmigo, acompáñenme en Mi recorrido por cada nación, orando por el prójimo como oran por sí mismos. Hijos, si así lo hicieran, Mi Corazón triunfará.

Vayan en auxilio de los que necesitan, como hoy necesitan Mis hijos de Venezuela. Oren por ellos y pidan por la Paz. Sean ese gran ejército de luz, esa familia universal que se ayuda, que crece unos con otros, que se resguarda y se fortalece en la alegría de servir y de orar siempre.

Yo los amo y, por eso, les enseño a vivir en la unidad entre ustedes. Que esa unidad, hijos, trascienda fronteras, así como Mi Amor trasciende las dimensiones y llega a la Tierra, trasciende los individuos y llega a cada una de sus esencias.

Yo les agradezco por ayudarme hoy y siempre y hacer triunfar Mi Amor y Mi Paz en este mundo. Imiten Mi ejemplo, hijos Míos, y ámense sin límites,

Yo los bendigo,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE SAN PABLO, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Todas las obras que están dentro de la Campaña por la Paz deberán difundirse en los medios de comunicación utilizados para dicho fin, así la totalidad de las almas tendrán la oportunidad de conocer esta misión mariana por la paz en el mundo.

Mi deseo, en este momento, es que la nueva Campaña por la Paz, que está amparada por la Virgen de Guadalupe, sea conocida; en especial la misión en Centroamérica y México.

Quisiera pedirles a todos los orantes que nuevamente hicieran conocer al mundo las diferentes campañas que se realizan, con el propósito de que los Sagrados Corazones puedan derramar todas Sus Gracias sobre Centroamérica y México.

Hijos Míos, quiero que otras almas se motiven y se entusiasmen para formar parte de esta misión mariana.

Es así que de inmediato, Asociación María, como ente organizador de esta actividad, deberá publicar las distintas campañas que los grupos de oración están realizando en sus diferentes naciones.

Quiero que esta Campaña por la Paz sea registrada y documentada en el portal de Divina Madre y que cualquier consciencia, en cualquier lugar del mundo, conozca esta causa divina.

Acompaño a cada hijo Mío que, en su nación, se inspirará y se esforzará para ayudar en los planes de su Madre Celeste.

Estoy muy agradecida.

¡Les agradezco por colaborar con Mi Campaña por la Paz!

Los ama,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE PARA LA APARICIÓN DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Yo soy la Madre de todos los pueblos, de todas las razas, de todas las culturas, de todas las religiones, porque soy la Madre de cada corazón humano y soy el Vientre del cual provienen todas las cosas. Nada está separado de Mí, hijos Míos. Solo se distancia de Mi Corazón aquel que se olvida de su filiación Conmigo y que se olvida de la unidad que debe existir entre cada corazón humano y Dios.

Por eso vengo al mundo y coloco bajo Mi manto cada nación; por eso hago de aquellos de Mis hijos que están despiertos verdaderos espejos de Mi red de luz, para iluminar los abismos internos y planetarios que todavía oscurecen este mundo, y así liberar el mal y el sufrimiento de las almas.

Hijos, hoy Mi Corazón se regocija en Brasil como en Fátima, y Mi rosario se extiende más allá de los continentes, abrazando con sus cuentas de oración todos los mares y curando así el sufrimiento de los Reinos de la Naturaleza. Es así que uniendo Fátima y Aparecida, Me valgo de las oraciones de Mis hijos para realizar una tarea planetaria más amplia, que abarque todos los Reinos y todos los corazones.

Quisiera que Me acompañaran con sus más sinceras oraciones, intentando comprender la gran necesidad de que este mundo sea bañado por la Luz de Dios Altísimo y que los corazones reciban del Padre el despertar que sus almas tanto esperan.

Hijos amados, el terror aún existe en muchas partes del mundo, material e espiritualmente, sometiendo muchas almas. Por más que ustedes estén siempre bajo Mi manto, deben ser conscientes de que esta protección que Yo les entrego es para que trabajen Conmigo por la Paz y por la redención de este planeta.

Quisiera en este día, que Mis hijos en Fátima, como en Aparecida, sean conscientes de los Espejos de Luz que allí deposité para irradiar sus oraciones al mundo entero; sin embargo, hijos, las verdades de los Cielos fueron dichas para muy pocos, y esos deben representar a toda la humanidad.

Quisiera que Mis santuarios estuvieran repletos de almas conscientes de su misión y que, con el espejo de su corazón encendido, hicieran, de cada uno de esos santuarios, verdaderas usinas de transmutación y de redención para el planeta.

Por eso les pido, en este día, que aquellos que están más conscientes de Mi Llamado oren Conmigo por la paz mundial. Clamen por el despertar de las almas y, solo hoy, no pidan nada para sí.

Únanse a Mí en un clamor por el planeta, por los mares, por las almas que están en la obscuridad, por los que sufren, por los que duermen, por los que someten a sus hermanos.

Unan, hijos Míos, sus rosarios al Mío, en este día, y uniendo Fátima y Aparecida, vamos a encender esa red luminosa hacia la consciencia planetaria.

Hoy los Espejos de Luz se encienden y emiten un sonido divino que resuena más allá de los universos, en todo el Cosmos, para que Dios escuche la voz orante de Sus hijos.

Les agradezco, hijos amados, por ser conscientes de la necesidad de este mundo y por trabajar Conmigo por la Paz.

Agradezco a todos Mis hijos de San Pablo y de San José de Rio Preto por reflexionar sobre la necesidad del prójimo y por ayudarme a cumplir Mis Planes de Paz. Mi manto aún debe abrazar muchas almas y cuento con sus corazones para que eso sea posible.

Los amo y les dejo Mi Paz.

Su Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE SAN PABLO, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Mientras Mis ojos miran al mundo, Mi Inmaculado Corazón contempla a todos Mis hijos del Brasil y del mundo, esperando que una sabia y amorosa respuesta de colaboración con Mis planes de paz para Centroamérica y México pueda emerger de todos los corazones.

Como la Madre del Mundo aún espero, viendo pasar las agujas del reloj, que algunos hijos Míos del Brasil o del mundo abran sus corazones para recibir Mi más importante llamado a la colaboración con Mi obra en Centroamérica.

Una vieja y antigua herida deberá ser cicatrizada completamente.

Es por eso, queridos hijos, que su Guadalupana realizó una parte de la misión la que, en aquel entonces, Su Hijo le encomendó llevar adelante en México.

Ahora, que su Madre ya formó los ejércitos de oración y de luz en este nuevo tiempo, espero que Mis más queridos y predilectos hijos abracen con el fuego de su corazón este llamado para cooperar con los Planes del Cielo.

La fuente de la manifestación celestial y material sobrevuela sobre sus consciencias, por eso aún espero, en silencio y oración, que algunos hijos Míos consagrados abran la puerta correcta, de sus corazones y no de su mentes, para que descienda la concreción material de Mi Plan en la Tierra.

De no suceder esto antes de que termine el mes de octubre, su Padre Celestial considerará que Su santo llamado a la redención y a la paz realizado a través de su Madre Celeste, está siendo absolutamente rechazado por la humanidad y ya nada se podrá hacer.

Es así, que con la viva caridad de la Sagrada Familia de Nazaret, Yo los invito, Mis pequeños, a acompañar a la Madre del Altísimo en este precioso propósito de redención, de liberación y de paz.

Espero que todos Mis amados hijos del Brasil y del mundo no se duerman una vez más, como ya ha sucedido, sobre todo cuando su Madre Paulista los llama a la entrega mayor.

De la humanidad como de ustedes depende la concreción de este Plan Divino para poder llegar a Centroamérica.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado y a Mi divina petición!

Los ama siempre,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE SAN PABLO, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Vengo a anunciarles en este día un pedido especial del Padre Celestial.

Con Mi Corazón ensangrentado vengo para decirles, Mis pequeños, que la peregrinación a Centroamérica y México quedará postergada por dos razones importantes: la primera, hijos Míos, por la falta de recursos, los que hasta la fecha no fueron completados.

No es Mi intención de Madre que Mis hijos en misión peregrinen por esas naciones sin que la manifestación esté completa.

Ustedes saben, queridos hijos, que el Padre Celestial espera que todos Sus hijos en el mundo anhelen profundamente ayudar en los planes de paz de su Madre Celeste.

La segunda causa, queridos hijos, es que no está en la consciencia de todos el sentir lo que la Jerarquía Celestial está realizando, con el fin de evitar catástrofes nocivas en la humanidad y el mundo.

El Plan del Padre Universal es salvar a todos Sus hijos, independientemente de sus errores y faltas cometidas.

Es así que como Madre Bondadosa y Misericordiosa, esperaré durante todo el mes de octubre hasta poder ver con Mis propios ojos celestiales, que su ayuda para la concreción de Mi Obra es sincera y verdadera.

Por lo tanto, su Madre Celeste realizará un nuevo intento, el tercero esta vez, para poder llegar a Centroamérica y México durante todo el mes de noviembre.

Quisiera sentir de sus corazones no solo sus hermosas oraciones, sino también sus donaciones para Mi Obra de salvación.

Estamos en un tiempo anormal y definitivo, en donde el despertar, la redención y la salvación están en juego, entre el caos y el Reino de la Luz. El triunfo de Mi Corazón se dará por la consciencia de todos.

Con este fin, invito a todos Mis hijos a renovar la Campaña por la Paz a través de la difusión de la imagen de Nuestra Señora de Guadalupe, para que en el mes de octubre todos Mis hijos ofrezcan a diario un misterio del Santo Rosario, el que deberá ser rezado a los pies de la santa imagen.

Quisiera estar en todos los hogares brillando como la Madre de todos los pueblos y de todas las naciones.

Es así que en octubre su Madre Celeste peregrinará por el Brasil, esperando ardientemente que la misión mariana a Centroamérica y México se pueda cumplir durante el mes de noviembre.

Todos los orantes y caritativos tendrán el mes de octubre para colaborar, para que esta importante obra de paz llegue a Centroamérica y México.

Pido a todos Mis hijos de Centroamérica y México que se fortalezcan, porque estaré con ellos, cumpliré con esa promesa. Recen todos los días a la Guadalupana y así prepárense para recibirme; también los invito a ustedes a formar parte de la Campaña por la Paz.

Como en Mis divinos planes estaba visitar de nuevo algunas regiones del Brasil, esa peregrinación del mes de octubre estará dedicada para que se pueda concretar justamente la misión a Centroamérica y México.

Es así que los Mensajeros Celestiales visitarán:

  • San Pablo en los días 5 y 6 de octubre, con la 39.ª Maratón de la Divina Misericordia;
  • los días 12 y 13 de octubre su Santísima Madre visitará la ciudad de San José do Rio Preto;
  • el día 19 de octubre, San José visitará la Sagrada Casa de María, Madre Paulista,
  • el día 21 de octubre, Vuestro Señor visitará la ciudad de San Carlos con el Sagrado Llamado,
  • y los días 24 y 25 de octubre su Madre retornará a la ciudad de Campinas.

En consecuencia el Estado de San Paulo será muy bendecido e impulsado a colaborar con la Campaña por la Paz, en amor y fraternidad a todos los hermanos de Centroamérica.

Brasil y Argentina tienen condiciones de ayudarme en esta Misión de Paz para el mes de noviembre.

¡Agradezco que amen la Voluntad del Padre y que la acepten; espero su adhesión de corazón!

Los ama,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE MADRID, ESPAÑA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Con alegría, Mi Corazón maternal y peregrino retorna a Europa para reunir en el nombre del amor y de la paz a todos Mis hijos del hemisferio norte.

De esa forma, en este tiempo se cumple lo que una vez les dije: “enviaré a los videntes en misión a cada continente”. Esto muestra, queridos hijos, que los tiempos cambiaron y que las necesidades del planeta y de la humanidad son urgentes.

Cuento con cada ser orante de este mundo para que Me ayude a concretar los planes de paz que son alterados por las artes de Mi enemigo. De todas formas, hijos amados, Vuestra Madre Celeste fortalece la vida de los que se consagraron al Plan, y esa fortaleza, que es forjada por el sacrificio y el amor, hace que el Plan se pueda cumplir por medio de todos los que Me responden.

Queridos hijos, así Yo los voy preparando para lo que llegará; el tiempo que se aproxima es desconocido por todos, y solo la oración y el servicio irrestricto a Dios permitirán que nada se pierda dentro de ustedes, sino que florezcan los Atributos de Mi Hijo, los dones que Dios espera ver disponibles al servicio de la humanidad.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los unifica,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE BUENOS AIRES, ARGENTINA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Cuando el triunfo de Mi Corazón está cerca, las estructuras corruptas del mundo se estremecen, y en los infiernos de la Tierra se escuchan los gritos de la derrota. A pesar de que la batalla sea dura, el corazón que se une a Mí también triunfa en su vida, en el amor, en la caridad y en la unidad, y no hay nada ni nadie que pueda romper la alianza de Mis hijos con Mi Inmaculado Corazón.

Por eso, hijos, cuando el triunfo de Mis planes está por concretarse, no teman. Mis manos los recogerán del suelo y los colocaré entre Mis brazos para entregarles Mi dulce y amorosa consolación. Es así, queridos hijos, como Yo cuido y protejo a Mis soldados marianos.

Cuando Mis planes de paz están por realizarse nada puede oponerse a la potente corriente de Mi energía espiritual, es un principio que proviene del Padre Celestial y que puede impregnar las consciencias.

Cuando todo se vuelva más difícil recuerden, hijos Míos, que es señal de que Mi triunfo está cerca y de que muchas almas se liberarán de la cadena de miles de errores.

Mi Corazón siempre será su fortaleza, Mi Manto será el universo que los amparará de todo mal y Mi oración será la corriente poderosa que aplacará cualquier furia y maldad.

El triunfo de Mi plan se concreta con todos los que hoy Me dicen sí.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

En unión y protección,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Hoy abran los ojos del corazón y también sus oídos para ver y escuchar el llamado por la paz. Este llamado supone un esfuerzo de parte de todos para concretar los planes de paz de Vuestra Madre Celeste. Cumplir con ese importante llamado demandará de ustedes no solamente tiempo, sino el amor suficiente para enfrentar las batallas.

Para los devotos de Aurora no faltará motivación, porque el propio rayo de su Centro Sagrado formará a las consciencias como los primeros soldados al servicio del Plan y de su evolución.

Ser guerrero en este tiempo significa luchar solamente con las fuerzas que proporcionan el amor y la libertad para poder desarrollar la tarea.

Aurora forma sus comandos de oración a través de la sagrada instrucción y de la confluencia de impulsos que llevan a cumplir ese propósito de paz. Por eso los autoconvocados a Aurora deben comparecer y presentarse para recibir las debidas instrucciones; de esa forma sus corazones y mentes estarán preparados para responder al llamado del Universo.

Es así, queridos hijos, que la Luz de Aurora refleja sus rayos sobre las consciencias que se abren en humildad y servicio para recibirlos, y ellas los espejan como soporte para el apoyo y la redención de los corazones.

La Luz de Aurora se expresa como llama de oración para quienes la invocan de alma y desinteresadamente. Esa Luz de Aurora los guiará y los colocará en el camino seguro para responder al llamado por la paz.

Es por eso que todos los soldados, despiertos o dormidos, comienzan a escuchar la cálida vibración de la convocatoria, porque llegó la hora de que todos los discípulos se coloquen en las filas de las misiones que deben cumplir. De esa manera el planeta y la humanidad serán protegidos y ayudados antes del gran momento de su purificación.

¡Agradezco a los soldados orantes que responden a Mi convocatoria!

Los despierta para los comandos celestiales,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE SAN PABLO, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Une tus oraciones a Mis plegarias de luz y deja que Yo cuide de todas las cosas.

Une tus aspiraciones a Mis planes de paz, así verás cuánto hay para hacer por esta humanidad.

Trabaja Conmigo, y a través de Mi Corazón con todos los necesitados; por medio de las obras simples lleva Mi Amor divino a todos.

Consolida en tu espíritu Mis doce atributos celestiales y sigue a la Madre Universal por los senderos que indico para las almas.

Abraza la caridad y el servicio como legado, así verás cuántos prodigios sucederán a través de todos los que se donan a los demás y a Mi Corazón.

Construye en Mí tu templo sagrado. Que tu vida y tu corazón sean el verdadero oratorio en estos tiempos, para que el desamor sea vencido y la indiferencia sea borrada de los corazones que no viven a Dios.

Con tus manos teje Conmigo el manto de la Misericordia y restaura en cada acto lo que necesita de perdón y compasión.

No dejes de ver a tu alrededor las necesidades de tus semejantes, porque Mi Amado Hijo podría estar escondido en los corazones sufrientes.

Vive Mi proyecto de paz todos los días; que tanto en la alegría como en la tristeza puedas ver la Voluntad de Mi Señor, así aprenderás a vivir tu propia cruz no como un peso, sino como la liberación de todo error.

Confía, soy Tu Madre. Yo no abandono a Mis pequeños hijos, rezo a tu lado para que algún día hagas cosas más humildes, así como Mi Hijo las realizó.

Te amo y oro por todos en el Sagrado Templo del Corazón de Dios.

Los bendice en gloria,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, MADRE DE LA DIVINA CONCEPCIÓN DE LA TRINIDAD, TRANSMITIDO A FRAY ELÍAS

En verdad les digo, queridísimos hijos, que quien permanezca bajo la Luz de Mi Inmaculado Corazón siempre podrá ser guiado mientras recuerde que debe ser amoroso, servicial y compasivo con sus semejantes para que Mis Planes de Paz se cumplan en todas las naciones de la Tierra.

Por eso, hijos Míos, hoy los invito a ser parte activa del poder de la oración para que vuestras vidas sean un principio de Creación en las Manos de Dios y el sonido de amor que nace desde Su Voz.

Es importante, queridos hijos, ser lo que Dios quiere que ustedes sean en este tiempo. Como instrumentos del Padre, lleven hoy Mi Paz, porque aún son muchos los que no la tienen y la necesitan. Ustedes serán posibles rosas de Mi jardín solo cuando se unan a Mí en la oración del corazón. Así, irradiarán al mundo la Luz que él necesita en estos tiempos de mudanzas.

Queridos hijos, correspondan a lo que Dios hoy les pide: ser verdaderos hijos de Dios en la oración del corazón y en la paz, porque de esa manera estarán ayudando a la armonía interior que muchos de Mis hijos necesitan.

El Reino de Mi Paz quiere hacer morada en la vida de todos, pero aún encuentro lugares que no están plenos de Mi Amor Maternal. Por eso, hoy los invito a estar vacíos, vacíos como lo estuvo Mi Hijo Jesús en el momento de cargar la cruz y llegar hasta el Calvario.

Imiten a Jesús en los simples ejemplos para que sus vidas encuentren el camino de la humildad que toda la humanidad debería recorrer frente al trono de Dios.

La Fuente del Amor está brotando en nombre del Padre, a través de Mi Materno Inmaculado Corazón para que ustedes reconozcan que los amo y que los acompaño como la Señora de las Gracias Eternas.

¡Les agradezco por corresponder a Mi llamado!

María, Madre de la Divina Concepción de la Trinidad

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, MADRE DE LA DIVINA CONCEPCIÓN DE LA TRINIDAD, TRANSMITIDO A FRAY ELÍAS

Queridos hijos:

Con inmensa alegría para los Cielos, ustedes hoy renuevan los votos de caridad y amor que hicieron a Dios Padre.

Como servidores guiados por el Espíritu Santo, hijos Míos, los llamo a mantener la unidad interna con el Corazón Misericordioso de Dios.

Sepan que la unión de vuestros corazones con el Eterno Padre repercute como una gran Fuente de Luz sobre toda la humanidad. Cuanto más crean que Dios es todo para sus vidas, los Planes de Paz podrán ser una realidad viva para todos Mis hijos.

Por eso hoy los invito, queridos Míos, a presenciar en la oración, la infinita Creación de Dios. Que vuestros corazones sean pequeñas estrellas en el universo que deben irradiar paz a través de la armonía y Luz para disipar las sombras.

Es momento de depositar con confianza el corazón en las Manos de Dios. Para esto, el camino más perfecto es el camino de Vida, de Amor y de Verdad que Mi Hijo los invita a recorrer desde hace ya mucho tiempo. Vuestras vidas son contempladas por Mi Hijo y Él los ve a todos como almas en una gran escuela que se llama “Escuela del Perdón y de la Redención”.

Cada una de sus almas vive una parte de esa escuela. Llegó el momento de que todos Mis hijos, reunidos en este mundo y en nombre de Dios, puedan ejercitar la escuela de la oración y de la fraternidad.

Ser fraterno es un camino que ustedes deben construir día a día y, para eso, debe emanar de ustedes una amorosa paciencia hacia el prójimo.

Si cada alma de esta Tierra fuera verdadera con su semejante, el Amor del Padre podría expresarse de infinitas formas en cada uno de Sus hijos. Pero aún hay mucho que aprender, es decir, hay mucho que perdonar para aprender a amar.

Estoy cerca de Mis hijos para hacerles recordar que es tiempo de vivir en Cristo para que el Padre los reciba a todos en Su Reino Prometido.

Estoy aquí, Mis pequeños, para conducirlos hacia el Cielo. Que sus corazones estén firmes en el Propósito de Dios.

¡Les agradezco!

Gracias por responder a Mi llamado.

María, Madre de la Divina Concepción de la Trinidad

Mensajes diarios
MENSAJE DIARIO DE MARÍA, MADRE DE LA DIVINA CONCEPCIÓN DE LA TRINIDAD, TRANSMITIDO A FRAY ELÍAS

Para que sus corazones se fortalezcan a través de Mi Hijo, el Redentor y Salvador de almas, la fidelidad a él debe ser uno de los caminos que hoy los invito a recorrer por amor a los Planes de Dios.

El enemigo aún está activo y continúa con la meta de obstruir Mis Planes de Paz. Mientras estén en Mi Inmaculado Corazón eso no los afectará porque estarán bajo Mi Manto Protector. Cuando las almas deben madurar como consciencias, son muy tentadas por el enemigo pero en cada una de las pruebas existe la posibilidad, para cada uno de Mis hijos, de consagrarse y confirmar el Propósito Divino.

Como Madre Guardiana de las Almas en estos tiempos de grandes cambios para esta humanidad doliente y dormida, intento hacer llegar Mis Rayos de Paz, de Salvación y de Misericordia al mayor número de vidas posible para que sean protegidas, mediante la oración del corazón, de los embates que el enemigo planea cuando uno de Mis hijos alcanza la consagración.

La victoria de los Cielos en la Tierra proseguirá por intermedio de las intensas y amorosas plegarias que Mis hijos proclaman por amor a Dios para que Su Perdón descienda.

Queridos hijos, no teman por cuánto aún les falta cambiar en la vida o por cuán grande es el peso que cada uno de ustedes lleva y que deberá ser liberado y redimido.

En los tiempos de hoy, permitan que la Luz de Mi escudo virginal los ampare y, para eso, hijos Míos, llamen por la presencia de Mi amorosa Protección Maternal.

Saben que a todos los guardo, pero ahora es momento de que cada uno de ustedes crezca como consciencia y como corazón.

¡Adelante hijitos!

Gracias por responder a Mi llamado.

María, Madre de la Divina Concepción de la Trinidad

 

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, MADRE DE LA DIVINA CONCEPCIÓN DE LA TRINIDAD, TRANSMITIDO A FRAY ELÍAS

Queridos hijos:

Con inmenso regocijo preparo Mi llegada a cada uno de vuestros corazoncitos en el mes de mayo en Portugal y en junio en Argentina. Hoy los invito a acompañarme en los Planes de Paz y de Reconciliación que Dios tiene para cada criatura.

Como el Inmaculado Corazón, queridos hijos, los acerco diariamente hacia Mi Hijo porque en Él fortalecerán el Don del Amor.

Hijos Míos, en los días de encuentro en Portugal y en Argentina, Yo los invito, como grupos de oración, a colmar los Cielos de plegarias. Eso ayudará a que estas naciones reciban la Gracia del Perdón que Mis hijos necesitan.

Quiero pedirles, también, que en cada encuentro de los grupos de oración, clamen con vuestras oraciones y vuestros corazones por la presencia del Ángel de la Paz. De esta manera, hijitos, vuestras vidas se prepararán para recibirme durante los meses de mayo y de junio, y juntos podremos renovar la Divina Misericordia en cada hijo amado.

Queridos hijos, vivan hoy la presencia de Mi Paz Universal a través de la unión de cada alma con el Ángel de la Paz, así vuestros corazones prepararán Mi llegada con inmensa alegría.

Sepan, hijos Míos, que Mi Corazón llega hacia ustedes a Portugal y a Argentina por segunda vez para que, como humanidad, renueven la devoción al Sagrado Corazón de Jesús.

Quiero que en los próximos meses puedan vivir en Mi Paz como una preparación para los tiempos que llegarán.

Caminen en la vida de oración; Mi Corazón está con ustedes y con todo el mundo. Yo los abrazo con Mi Luz Maternal y los coloco bajo Mi Manto.

Que para esos meses que vendrán, sus corazones vivan en un solo corazón grupal de caridad y servicio por las almas, y por las almas de aquellos que están dispersos por el mundo.

Los aguardo a todos en oración por la Misión de la Paz de Dios en todos Mis hijos de esta humanidad.

Alegren sus vidas para poder recibirme.

Los ama desde el Infinito Corazón,

María, Madre de la Divina Concepción de la Trinidad

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, MADRE DE LA DIVINA CONCEPCIÓN DE LA TRINIDAD, TRANSMITIDO A FRAY ELÍAS

A pesar de todo, queridos hijos, Mis Planes de Paz son las misiones para las almas y el mundo entero.

Queridos hijos, hoy los llevo a todos en lo profundo de Mi Corazón de Madre y los aguardo para caminar por la senda de la conversión y de la fe. No pierdan la esperanza de reencontrarse con Dios; Él los llama para que sus vidas expresen los Dones de Su Amor en la Tierra. Yo los abrazo con la Luz Inmaculada de Mi Corazón para que sus pequeños corazones descubran el Don de la Paz de Dios, el cual quiero irradiar al mundo.

Unidos al verbo continuo de la oración, muchas circunstancias previstas para el mundo, en especial para el corazón de la humanidad, pueden cambiar para el bien de todos ustedes. Por eso, pequeños Míos, aquí encontrarán una razón interior verdadera para que sus corazones comiencen a orar Conmigo.

Les agradezco en especial, queridos hijos, por el apoyo incondicional de todos sus corazones a esta Obra Divina del Reinado de Mi Paz y de la Conversión. Todos, como uno, podremos ayudar para que las consecuencias que están escritas para muchas almas puedan cambiar a través de la donación del amor de cada uno de ustedes.

Por este camino de colaboración, queridos hijos, Yo quiero ver a cada uno de sus corazones. Esperen con alegría la venida hacia ustedes del poderoso Corazón del Señor; así cada alma estará comulgando de un amor profundo que les permitirá revertir las situaciones internas.

Queridos hijos, encontrémonos bajo el Amor del Creador para que el mundo, en su última hora, cambie, y la Paz Celestial pueda ser la nueva vida para muchos corazones.

Yo cuento con cada una de sus oraciones.

Gracias por responder a Mi llamado.

María, Madre de la Divina Concepción de la Trinidad

Los ama y los guía.

Quiénes somos

Asociación María
Fundada en diciembre de 2012, a pedido de la Virgen María, Asociación María, Madre de la Divina Concepción es una asociación religiosa, sin vínculos con ninguna religión institucionalizada, de carácter filosófico-espiritual, ecuménico, humanitario, benéfico, cultural, que ampara a todas las actividades indicadas a través de la instrucción transmitida por Cristo Jesús, la Virgen María y San José. Leer más

Contacto

Mensajeros Divinos