MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS GLORIFICADO, TRANSMITIDO DURANTE EL VIAJE DESDE SANTA MARIA, RIO GRANDE DO SUL, HACIA EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Que en tiempos de guerra espiritual y de dificultad prevalezca la paz, momentos en los cuales la neutralidad será la herramienta principal que contrarrestará toda adversidad.

En la neutralidad no habrá estímulo de enfrentamiento ni de desafío.

Eso los hará fuertes en la fe e inteligentes en las estrategias, así aprenderán a acompañar a los Comandos operativos del Plan, los que impulsarán la manifestación de la luz en la Tierra.

Mientras tanto, compañeros, busquen esa neutralidad dentro de sí, permitan que la poderosa corriente de la Paz estabilice y equilibre los espacios.

Caminen en dirección hacia ese objetivo para que, más allá de toda adversidad o batalla, triunfe la fuerza superior del Amor, así como Yo se los enseñé en la Cruz.

Reciban, en este tiempo, el impulso mayor de Mis Comandos para que reine en ustedes la paz y la neutralidad, atributos que los llevará a vivir la vida operativa.

¡Les agradezco por guardar Mis Palabras en el corazón!

Los bendice,

Vuestro Maestro, Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Quienes acompañan Mis Comandos Celestiales son los ángeles supremos, que liberan a las almas del mundo de las prisiones que les son impuestas cuando viven en constante pecado.

Esta misión angélica también irradia Mis Poderosos Rayos de Misericordia, los que ofrecen a todos la oportunidad de liberación. Ahora, los ángeles supremos del Cielo, se preparan para retirar de los ojos del mundo las vendas de la ilusión y del deseo material por las cosas banales.

Pero será necesario que los corazones orantes de la Tierra participen de estos comandos redentores a través de la oración misericordiosa del corazón; así sus pies caminarán por los senderos seguros para encontrar, en el próximo tiempo, el portal hacia el Paraíso.

Permitan que también las vendas de sus ojos sean retiradas por Mis Sagradas Manos. Yo les prometo que no sufrirán, sino que verán surgir la luz de Mi Misericordia como Gracia Solar en el horizonte.

Vean, en estos tiempos, la real necesidad de servir sin cansancio a sus semejantes, porque solamente entre ustedes y Yo construiremos el surgimiento de la Nueva Humanidad.

Que los ángeles supremos guíen el camino infinito de sus almas, que sus instrumentos sagrados estén preparados para la inusitada batalla contra las argucias del Infierno. Así como una vez estuve tres días en el Infierno, Yo volveré para llevar la Luz a la eterna oscuridad.

Imploren Piedad y Misericordia a su Padre; es hora de vivir en Mi vigilancia perpetua.

Bajo el Amor de Dios, sean bienaventurados.

Gracias por permanecer en Mi Corazón Guerrero.

Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

En los momentos más difíciles, Mi Corazón Misericordioso irradia a las consciencias que sufren. En la Hora de Mi Misericordia, el manantial de vida y de reparación lava profundamente las heridas espirituales de los corazones frágiles y solitarios. Y cuando se sienten solos, Mi Sabiduría ingresa en sus pequeños espíritus y consuela al alma que necesita fuerzas para continuar en Mi Camino.

En los Planes del Padre, Sus Obras se cumplen sin obstáculos según la disponibilidad y la entrega de Sus servidores; o ellas se detienen, cuando el alma necesita reposo interior.

Aquellos que en verdad Me sirven y Me entregan todo son pocos, y en ellos Yo afirmo Mi Voluntad para que Mi Proyecto Salvador se cumpla.

Hoy guarden la faz curadora de Mi Ser; sepan que el Sagrado Corazón de Jesús también ayuda y acompaña a Sus discípulos cuando están enfermos o tristes.

Mi Luz viene al mundo para volver a encender el compromiso; que nada los incomode por más grave que parezca, confíen en el momento de purificación y de redención que sus almas y cuerpos están viviendo.

Sean Uno Conmigo, así Yo los ayudaré a sostenerse a pesar de las agresiones del enemigo; sepan que Mi Luz siempre triunfará en la Tierra y en el Cielo. 

Bajo la Gracia del Padre, sean bienaventurados. 

Gracias por vivir Mi Mensaje de alma y de corazón.

Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Mientras estén en este mundo, la vida será un ejercicio de constante trascendencia y redención. Por eso, no detengan sus pasos en aquello que forma parte de su indomable condición humana.

Entréguenme día a día sus pequeños seres y beban de Mi Fuente de Misericordia, que los liberará del pecado.

Déjense llevar al Reino de la Paz y del Amor Absoluto.

No pierdan de vista Mis huellas peregrinas, porque estoy a su lado para enseñarles el correcto uso de la Ley del Señor.

Afirmen sus vidas en la Pureza Infinita de Dios; aspiren cada día a ser menos para sí y más para los que en verdad necesitan de ayuda.

La llave para su purificación constante se encuentra en la oración y en la fe, porque a través de ellas fortalecerán la vivencia de sus votos.

Yo sé con anticipación que Me faltarán, Yo sé con anticipación que vendrán a Mi encuentro buscando fuerzas internas para enfrentar su propia batalla interior.

Solo les digo que se necesita valentía y amor para vivir en Mi Proyecto, porque para ser bienaventurados de espíritu, ustedes antes deberán conocer el desierto de sus seres. Y allí, en el desierto, Yo estaré para darles de beber de Mi Fuente Misericordiosa de Piedad.

Confiésense Conmigo y solo díganme todos los días que están Conmigo.

Vivan en la fe.

Bajo el Amor del Padre, sean bienaventurados.

Gracias por vivir Mis Palabras con el corazón.

Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Para los momentos más difíciles y ante situaciones graves, la oración misericordiosa será el portal de salvación. Con el rosario en mano y la oración continua, abran los caminos para que la Gracia descienda sobre el mundo.

Ustedes se encuentran en un tiempo decisivo; por eso únanse a Mi Corazón y permitan que, a pesar de las pruebas, florezca su confianza en Mi Corazón.

Caminen sin demora hacia el templo de Mi adoración. En el silencio, construyan las barreras de la paz, las que los separarán de las asechanzas del enemigo.

Ante cualquier circunstancia les pido que no teman, pues ahora es el tiempo de la batalla por medio del poder de la oración misericordiosa del corazón.

No se separen de Mí y vivan en Mi Fe Perpetua, porque ella será la llama para sus caminos.

¡Adelante! Adelante, soldados del sacrificio.

Bajo la Gloria del Padre, sean bienaventurados.

Gracias por vivir en Mi Eterno Corazón Confiable.

Cristo Jesús, el Redentor

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

En los momentos de mayores pruebas es cuando Mi Espíritu Misericordioso está presente para todas las almas. Por eso, ante cualquier circunstancia de transición o de batalla, les pido que no pierdan la fe, porque en estos tiempos ella deberá ser más fuerte que un roble y más firme que el hierro.

La fe será la espada que junto al amor cortará todo mal.

Mis apóstoles, valientes y decididos, trabajarán para que Mi Plan Redentor sea una gran victoria sobre la Tierra.

Siempre deberán estar con el corazón en lo Alto y en lo Supremo para que nada les impida realizar con humildad la tarea que les fue encomendada.

Hoy Mis Ángeles de la Paz están sobre Mis servidores, guiándolos por el camino del bien y del amor.

Los amo y les agradezco por su perseverancia, porque con pocas ovejas Yo haré Mis grandes milagros de amor.

Adelante, Mis soldados de la Misericordia.

Bajo la Luz y la Protección del Padre, sean bienaventurados.

Gracias por recibir Mis Palabras en el corazón.

Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos Míos:

Un importante movimiento universal y celestial está sucediendo hoy porque se cumplen seis meses de que Mi Consciencia Sacerdotal ha descendido, desde el Cielo de Mi Padre, para encontrarse día a día con ustedes, Mi pequeño y amado rebaño en redención. Por este motivo, hoy estoy misericordiosamente presente junto a Mi primer representante en la Tierra y embajador de la Paz: el Apóstol San Pedro.

Hoy quiero que, después de estos seis meses de infinitas misericordias, cada uno de Mis compañeros medite, reflexione desde la consciencia, los pasos maduros de entrega y fe que han dado en dirección a Mi Sagrado Corazón; quiero que mediten respecto de su amoroso interés por Mis Instrucciones diarias.

Al cabo de los próximos seis meses, durante los que continuarán viendo Mi Presencia Amorosa, se cumplirá un último ciclo de Apariciones diarias.

Después de su estudio interno de consciencia, quiero que perciban y comprendan qué es lo que ha sucedido con cada uno de ustedes, y cuáles fueron los verdaderos frutos que nacieron en sus corazones.

Hoy no les llamo la atención, sino que los llamo a despertar a la madurez espiritual.

Ustedes saben, Mis amigos, que el mundo está transitando por una grave crisis espiritual, que cada día que pasa repercute en todos los seres y en las decisiones definitivas de sus vidas. Es el camino al Gran Juicio Universal que llegará para toda la humanidad. Este Juicio es Misericordia y Gracia, porque a través de la piedad y el servicio, causas por las que ustedes trabajan, muchos alcanzarán misericordia.

De esta manera, hoy les revelo Mi Corazón dolorido por los grandes pecados del mundo, los que crecen más rápido que la cantidad de oraciones que se ofrecen.

Después de estos seis meses de mensajes diarios, estoy retirando del jardín de infantes a Mis niños y los estoy llevando a los primeros pasos de la madurez y de la verdadera sabiduría para sus espíritus.

En este día, que la consciencia se detenga para meditar sobre este importante llamado crístico a cruzar el portal, con madurez, rumbo a Mi Sagrado Corazón.

Dios espera que Sus hijos crezcan en la fe y en la esperanza para que despierte la reverencia en sus seres cada vez que oren Conmigo a las tres de la tarde.

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Si Me llaman por Mi Nombre, Mi Corazón Misericordioso estará presente entre ustedes.

Si Me adoran como Consciencia Sacerdotal en la Eucaristía, Mi Corazón Redentor los redimirá y los librará del pecado.

Si Me llaman para que ingrese en su casa, así lo haré, porque estarán abriendo la puerta para que Mi Corazón habite perpetuamente entre ustedes.

Queridos, si están en Mi Fuego Celestial y Universal, Mis Llamas Sacratísimas quemarán todo aquello que no forma parte del Bien y de la Luz. Cuando ustedes purifican el cuerpo, el sentimiento y el pensamiento, Mis Prodigios los acompañan para aliviar la transición hasta la total trascendencia de sí.

No retorno para darles sufrimiento, eso Yo ya lo viví por ustedes y sé qué es el dolor aún no liberado del corazón de los hombres. Mi Fuego que los purifica, al mismo tiempo los consagra como almas dignas de vivir en el Reino de Mi Padre.

Mi Fuente es otro de los Dones Glorificados que Mi Padre Me concedió para bautizar, con Mi Amor, a todos aquellos que se han comprometido Conmigo para este tiempo final.

Soy el Vigía, Soy el Guardián Primordial de todas las esencias crísticas; no teman en este tiempo por lo que puedan estar viendo de sí mismos. Eso es lo que hoy les entrego, Mis amigos, la verdadera faz de lo que Mis ovejas son.

Por eso vuelvo, vuelvo entre nubes, rayos, estrellas, luces y soles para demostrar al mundo que el Hijo del Hombre es quien cumple con los Supremos Pedidos del Creador. Llevo entre Mis Brazos sus corazones y los contemplo como Mi única aspiración, la de que ustedes, en la simplicidad, alcancen la Eternidad.

Mi Reino, el que fue anunciado, está próximo, más de lo que todos Mis rebaños podrían imaginar. Primero vendrá el Espíritu Santo, que preparará en la sabiduría a los soldados para que enfrenten la batalla entre el Cielo y la Tierra.

Todo se curará, hasta la mínima partícula creada por Mi Padre; al final todo se redimirá y se consagrará por los siglos de los siglos a Mi Santo Señor. Anímense por la presencia de Mi Corazón, vivan todos los días en Mi Ley Redentora.

Bajo la Gracia de Mi Padre, sean misericordiosos.

Gracias por guardar Mis Palabras en el corazón.

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Me alegra ver que Mis seguidores se esfuerzan por estar unidos y reunidos en Mi Nombre.

Para aquellos que en estos tiempos están perdiendo la fe y la confianza en Mi Plan de Rescate les digo: que cada uno tome su propia cruz y Me siga por el camino que silenciosamente estoy trazando para las almas.

Ahora algunos de Mis seguidores se encuentran casi en la cima de su calvario, preparados para superar el último tramo de la batalla que los agobia, que los cansa y que les quita la fuerza necesaria, intentando hacerlos desistir de que Me sigan hasta el final.

El camino de la Gloria aún no será para muchos, pero Mi Misericordia es tan bondadosa que Yo podré hacer avanzar a los que están muchos pasos atrás. Vengo hoy hacia ustedes para darles Mi aliento, Mi aspiración, Mi consuelo. No hay nada más importante, Mis queridos, que seguir adelante sin mirar atrás, dejando de lado los errores, los enojos y las incomprensiones.

Permitan una vez más que Mis Rayos Universales los transformen y los purifiquen para que, resplandeciendo como una nueva perla, pueda entregarlos cristalinos y puros en las Manos de Mi Padre. Ya no hay nada para hacer, ya no hay que mirar atrás, los conozco tanto que Yo sé qué es lo que necesitan en cada segundo de sus vidas.

No es momento de permitirse bajar los brazos ni de descansar como si fueran tiempos normales porque la batalla aún no se inició. Sean transparentes como el agua y cristalinos como la lluvia para que nada que provenga de este mundo los pueda enturbiar. Intenten estar unidos a Mi Propósito, dejen atrás las ideas que los engrandecen, es momento de estar vacíos como odre nuevo para que Mi Sangre nueva y que transfigura los pueda consagrar como siervos de Mi Mensaje.

Queridos, es la hora de sostener con fervor la antorcha de la fe y de la luz; no permitan que el enemigo despierte astutas discordias entre sus corazones, y estén atentos a las únicas y últimas señales que Mi Corazón pronunciará en breve tiempo. Sobre todas las cosas, Mi Espíritu Paternal los sostiene en tiempos muy difíciles y en situaciones irreversibles.

Quien esté dispuesto a seguirme que Me siga y se renueve Conmigo, día a día, en la fe infinita del corazón. Estoy a su lado sin descanso, espero ardientemente a los nuevos apóstoles.

Bajo la Gloria de Dios, sean bienaventurados.

Gracias por guardar y meditar sobre Mis Palabras desde el corazón.

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Decreto de Esperanza para el Corazón de la Tierra

Escucha, ¡oh, Corazón de la Tierra!
El ciclo de definición para tu destino ya llegó.
Camina hacia tu nuevo nombre, hacia la expresión de tu nueva vida.

En este calvario que vives, cargando la cruz del fin de los tiempos,
ve tu Corazón tornarse el escenario de una batalla,
trazada desde los orígenes de la vida humana y antes de ella.
Ve que llegó la hora de que esta batalla tenga fin,
y prepara los corazones de tus hijos,
para que sean triunfadores en el Amor y en la Verdad.

¡Oh, Corazón de la Tierra!,
tu nuevo nombre se diseña como fuego en el horizonte,
y nada podrá detener el triunfo de tu destino.
Irradia la fe que nace en el centro de tu ser para cada uno de tus hijos,
para que, a través de ella, sean conocedores de la Verdad y del Bien.

Disuelve, poco a poco, el tiempo que te rodea
como velos que cubren tu rostro,
ocultando la Verdad que existe más allá de ti.
Deja que tus hijos ingresen, poco a poco, en el Tiempo de Dios,
en el Tiempo Real,
y que así reconozcan no solo la gravedad de estos días,
sino también la majestuosidad de tu propósito.

Deja que tus hijos contemplen no solo la ilusión
y la somnolencia que absorben a los seres,
sino que sepan su origen y lo que los hizo llegar hasta aquí
para tornarse seres humanos, esperanzas del Corazón de Dios.

¡Oh, Corazón de la Tierra!,
que agonizas y te entristeces en este parto que parece eterno,
de un Hijo tan esperado toda la Vida.
Aunque sean dolorosas tus contracciones
y tu cuerpo esté cansado,
no pierdas la esperanza de ver nacer de ti
al nuevo hombre, a la nueva vida.

He aquí que, poco a poco, surge la promesa que el Creador hizo para ti,
desde el principio de tu existencia y antes de ella;
promesa que fue renovada a lo largo de la evolución humana,
que triunfó en la Cruz del Salvador y que debe culminar
con la cruz de estos tiempos, la cruz planetaria.

MENSAJE SEMANAL DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Hijos, mientras mayor sea el compromiso de un alma, mayor será el desafío de su consagración, porque más almas estarán vinculadas con su paso y, de esa manera, su definición repercutirá en el despertar y en la redención de muchos seres.

Mientras mayor sea el compromiso de una obra, mayores serán los desafíos para manifestarla, porque el adversario de Dios no se silenciará delante del eco de la Voz del Creador.

Les pido que sean firmes, valientes y unidos de corazón; que mantengan su fortaleza en Cristo, en el Universo y en todas las revelaciones que ya conocen, para que así comprendan que el triunfo de Dios va más allá de esta vida.

La humanidad vive extremos opuestos de despertar y de profunda ignorancia, de amor y de mucha maldad, y la batalla entre el establecimiento de la paz y de las tinieblas se verá en todos los niveles de consciencia.

Lo que nunca debe existir en sus corazones es la ira, porque toda ira que provenga del corazón humano solo alimenta lo que el adversario está intentando construir.

Ustedes no serán indiferentes frente a lo que sucede en el mundo y, ante los ataques del adversario, aumentarán en sí el poder de la paz, de la unidad y del amor. Se valdrán de cada prueba para crecer y fortalecer su propia fe, y así no permitirán que el adversario de Dios encuentre combustible para seguir encendiendo la hoguera de las ilusiones, de las perdiciones y del engaño.

Cada ser será conocido por sus propios frutos. Esta obra será reconocida por sus frutos, porque sembrará la paz y la hará florecer y multiplicarse en los corazones.

Mientras las falsedades emergen de los seres y todas las mentiras se hacen evidentes para todos, también las virtudes deben emerger. Únanse solo a la luz y no vean las mentiras ajenas como una forma de defenderse ni justificarse, porque de parte de ustedes esta batalla no debe ser competitiva, ni siquiera con la mente.

Para disolver la oscuridad y dejar que el mal se envenene consigo mismo, es necesario no beber de ese veneno y sí de la Fuente de Cristo, que vence en silencio y en la cruz la lucha de las falsedades, los ataques y las difamaciones.

Hijos, pacifiquen su interior y oren por sus hermanos. Hoy, el Corazón de Dios está más herido y Cristo ora delante de Su Padre por la ignorancia de aquellos que nuevamente se permiten ser instrumentos del mal.

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

¡Oh! Alma humana, que estás en el último tiempo de tu imperfección, renuncia a lo que te ata al viejo mundo y lánzate al infinito de una nueva vida. Lucha con firmeza tu última batalla en este ciclo de oscuridad, batalla que te hará ascender a realidades sublimes y que, a pesar de ser larga y dolorosa, tendrá méritos sin fin.

¡Oh! Alma, que eres tan desconocida para ti misma, profundiza en tu mundo interior y retira los velos que cubren tus ojos humanos, para que descubras el infinito de tu propia consciencia.

Alma de Dios, ya tan cansada por los ciclos de ilusión vividos en esta Tierra, termina ya la ceguera y la indiferencia, para que reposes, contemplando el despuntar del Sol de un nuevo día, de una nueva era.

Alma de Dios, que eres tan pequeña e infinita al mismo tiempo; tu grandeza fue escondida por la ignorancia de la mente humana y tu pequeñez se encuentra en la humildad, que has de develar. En ti, humildad y grandeza deben encontrarse, porque solo reconociéndose una pequeña nada, descubrirás tu semejanza con Dios que contiene en Sí todas las cosas.

Ábrete de corazón al Verbo Creador y habla por medio de la oración y ya no con limitados conceptos e ideas humanas.

Contempla, delante de ti, el ejemplo grandioso de la Sagrada Familia y vence el prejuicio milenario de ser puro y simple como los tres Sagrados Corazones. El mayor de los misterios se devela en la simplicidad.

Ya no busques  tanto las grandes ciencias, si la mayor de todas las ciencias es descubrirse semejante a Dios: en Él se encuentra la Omnisciencia.

Mientras el mundo afianza la materia en los viejos patrones de la Tierra, elévate, alma pequeña. Hazte leve como el viento y retorna al Padre. Carga contigo, en el silencio de tu ejemplo, toda la humanidad, y llegando a los Cielos, abre las puertas para el nuevo tiempo, para el tiempo que siempre fue, que es, pero que tu mundo nunca conoció.

Ve en busca de lo nuevo, de lo eterno, del Infinito.

Aquel que te muestra el camino para la nueva era,

San José Castísimo

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Encuentren la fortaleza interior en la renovación permanente ante el Plan de Dios.

Hijos amados, en estos tiempos, la presión del planeta los llevará a una definición de la consciencia y ya no habrá más dos caminos para seguir. La luz y la oscuridad batallarán delante de sus consciencias para triunfar en el corazón humano. Aquellos que se comprometieron con la vivencia de la paz, del amor y de la unidad con Dios, deben buscar en el Creador su fortaleza permanente.

Coloquen el propio ser en los Brazos del Señor y confíen a Él la conducción de la propia vida. La voluntad propia no tendrá espacio en estos tiempos. Deberán escuchar las indicaciones internas para estar en el lugar correcto y colaborar con el Plan de Dios.

Hijos, el Creador, poco a poco, silencia el eco de Su Voz, pero aquellos corazones orantes que construyeron un camino de unidad con Dios podrán sentir Su Voluntad y escucharla a través de la propia consciencia.

Las pruebas que muchos viven en estos tiempos y los desafíos que están viviendo son parte de una voluntad superior, que los impulsa a una transformación inmediata y verdadera. No piensen que Dios los abandonó o que están fuera de Su Camino por estar viviendo pruebas, muchas veces dolorosas para el corazón y para la consciencia.

Si sus caminos no los llevan al destino que esperaban, pregúntense hijos, si ese es el camino correcto y si los obstáculos que encuentran no fueron colocados por el propio Creador para que despierten y perciban que por allí no deben caminar.

El Señor está intentando corregir los pasos de Sus discípulos y compañeros mientras haya tiempo para revertir los errores y para retornar; porque ya está llegando la hora, hijos, de que los errores ya no sean reversibles como lo son hoy y que ya no dispondrán de la misericordia como el manantial del que disponen ahora. Será la justicia la que guiará a la humanidad y serán otras leyes las que conducirán su aprendizaje. Por eso, hoy les advierto: estén atentos a las señales de la propia vida, mediten antes de dar sus pasos y pregúntense internamente cuál es la Voluntad de Dios. Pídanle la gracia de estar en el lugar correcto y de colaborar con Su Plan. Pidan la gracia de ser conducidos a una definición que los lleve hacia la Voluntad Superior.

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Fortalece la verdad en tu interior y sé verdadero, no solamente cuando estás solo y sabes que no puedes esconderte de Dios en tu soledad.

Consolida tus más puras aspiraciones y mantente en esa pureza lo máximo posible.

Recuerda la grandeza del Plan de Dios; recuerda también el sufrimiento del mundo y ofrece tu transformación, pensando en cómo debería ser el mundo y observando en lo que él se convirtió. Tanto en la grandeza del Plan del Señor como en la abismal situación planetaria, debes encontrar los impulsos para no ser lo que eres y caminar para lo que debes ser.

Busca un mayor contacto con Dios en la soledad del corazón y fortalece allí la pureza de tu interior. Cuantos más momentos de unión con Dios tengas en tu día, más fácilmente te mantendrás en el propósito y resistirás las tentaciones que se presentan delante de ti.

Entre tanto, si eliges estar delante de todas las situaciones que ya sabes que no puedes superar, antes de escoger estar en soledad con Dios y ser verdadero frente a Él, jamás podrás salir de la permanente batalla contra ti mismo. Y no será necesario que el enemigo se aproxime a ti, porque corres solo para los abismos de tu propia consciencia.

Hijo, ya sabes que estás purificando el lodo en tu interior; ya sabes que, muy intensamente, las tentaciones y los deseos mundanos que aún tienes dentro de ti te llaman a la caída. Por eso, no coloques tu consciencia en pruebas innecesarias, cuando el camino de la paz se muestra a tus ojos.

Antes de correr hacia las situaciones que te comprometen, da un paso atrás y encamínate a la soledad con Dios. Aunque sea por un instante, confiésate con Él y renueva tu aspiración a estar en la pureza de tus intenciones.

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS​​​​​​​​​​​​​​​​​

En tiempos de batalla para la mente, para el cuerpo y para el espíritu, mantén tu corazón en paz.

Aférrate al propósito para estos tiempos y no tanto a las tribulaciones que perturban tu ser, dentro y fuera de ti.

Si no consigues orar, simplemente une tu corazón a Dios y pide Su auxilio. Como soldado de Su ejército de amor, el Señor jamás te negará la debida ayuda.

Sin embargo, poco a poco conversa con tus cuerpos, con la vida que habita en tu consciencia y que se expresa de diferentes formas, porque los tiempos son otros y la propia densidad de la atmósfera planetaria buscará de ti el espíritu de la permanente trascendencia.

Tan solo no te rindas. Sé un poco más valiente y decidido a vencerte a ti mismo y a las energías que circundan tu consciencia, porque dentro y fuera de ti existirán resistencias para que no permitas que seas un triunfo de Cristo en el mundo.

No permitas que tu consciencia sea un instrumento de desunión. Siempre valora la unidad, la tuya con Dios y con tus hermanos y todos con el propósito del Creador.

Debes aprender a encontrar dentro de ti aires puros para respirar y nutrir tu alma y tu espíritu, porque existirán días en los cuales no encontrarás aliento alguno en lo que te rodea. Por eso, hoy construye el camino de unión con tu mundo interior. Allí se encuentran los códigos dejados por Dios, después de tantas veces en las que Él vino a tu encuentro. Ahí encontrarás la Paz.

Por la profundización interior de todos los seres.

San José Castísimo

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL ÓMNIBUS ÁGUILA DE LUZ, DURANTE EL VIAJE DESDE LA CIUDAD DE PORTO ALEGRE, BRASIL, HASTA EL CENTRO MARIANO DE AURORA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS​

Queridos compañeros:

Ofreciendo Nuestros Corazones al Altar Celestial como parte del Plan de Dios, clamamos a la humanidad que establezca la paz en sus vidas. Pedimos que despierten un poco más a la verdadera necesidad del planeta, porque en los tiempos que llegarán necesitarán demostrar mayor consciencia y madurez. Los que hoy están ciegos en el espíritu y en el corazón buscarán aliento y guía en aquellos que podrán estar mínimamente equilibrados frente a la situación planetaria.

Sepan queridos, que ante el grado de maldad y odio que vive en los corazones de algunos seres humanos, el estallido de una tercera guerra mundial podrá destruir completamente la vida planetaria. Los corazones de muchos gobernantes están solo sedientos de demostrar poder y superioridad en relación a los demás seres del mundo. Será una batalla entre el caos y el mal, porque no existirán reglas y no habrá misericordia. Todas las naciones van a querer demostrar su poder y se aliarán unas con otras para destruir a las demás, de acuerdo con sus creencias.

Solo observen el mundo a su alrededor y tórnense capaces de vislumbrar una prioridad mayor que sus propias vidas, porque el Plan de Dios trasciende a los individuos y, si fuere necesario, el Señor pedirá más de aquellos que creen que ya entregaron todo, porque no solo el planeta, sino también el Universo necesita de esto.

Les pido que busquen conocer la verdad que se encuentra en sus corazones, para que no sean tomados por el terror que se extenderá por el mundo. No se desesperen en los días que vendrán, porque el Espíritu de Dios los amparará, siempre y cuando sean Sus siervos y Sus soldados de la paz y de la oración.

No les digo que no padecerán nada; sin embargo, todo sufrimiento y toda prueba que el Señor coloque en sus caminos, será para que generen méritos para la salvación de la humanidad.

Les digo que, desde ya, aprendan a amar y a aceptar las diferencias, porque les pediremos que acojan y amparen seres que son muy diferentes de ustedes, de acuerdo con todos los puntos de vista.

También en este día, les rogaré que ayuden a los misioneros de María para que pronto lleguen a Medio Oriente, antes que sus puertas se cierren definitivamente y las almas que están allí, buscando una salida, no encuentren la Misericordia, solo la Justicia.

Páginas

Quiénes somos

Asociación María
Asociación religiosa cristiana y ecuménica que tiene por finalidad difundir el mensaje universal de amor y de paz que Cristo Jesús, la Virgen María y San José transmiten a los monjes de la Orden Gracia Misericordia, estimulando el crecimiento espiritual a través de la oración y del servicio altruista.

Contacto

Mensajeros Divinos