Viernes, 1 de enero de 2016

Mensajes diarios
MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN​​​

Queridos hijos:

Que durante este nuevo año del jubileo de la Misericordia de Dios, sus almas participen en plenitud de las indulgencias que serán concedidas .

Quisiera, hijos Míos, que sus corazones, más despiertos, motivaran a otros hijos Míos para que puedan replantear su forma de vida ante la necesidad de servicio y de ayuda humanitaria en el mundo entero.

Quisiera que los apóstoles de Mi Hijo, ustedes, llamados a servir por medio de obras de Misericordia, despierten a través de los grupos de oración, el espíritu de la Divina Misericordia de Dios, en especial en aquellos hijos Míos que completamente se separaron del Amor de Dios desde el momento en que fueron absorbidos por la vida material y superflua de este mundo.


Espero, Mis amados hijos, que el camino hacia la Misericordia de Dios sea realizado por todos los peregrinos, principalmente ustedes que ya han vivido día a día la Misericordia de Dios. Así deberán extender sus manos en donación permanente para que la Misericordia colme a los que se perdieron.

Es por eso, queridos hijos, que este jubileo de la Misericordia de Dios puede ser más difundido para aquellos corazones que no conocen la Compasión de Dios y para los que se culparon para siempre por los errores cometidos.

La Faz de la Misericordia de Dios no es muy conocida, es por eso que a través del Rosario de la Divina Misericordia, las almas accederán a una fuente preciosa de expiación y de conversión, liberándose del constante error.

Queridos hijos, como Vuestra Madre de la Misericordia, les entrego esta importante llave que abrirá a través del jubileo, un camino hacia la redención de la humanidad.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Celebrando el jubileo de la Misericordia con todos Mis hijos, los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz