Domingo, 15 de mayo de 2016

Mensajes diarios
MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Queridos hijos:

Yo soy esa rosa de luz de donde emanan los aromas sutiles del amor para los corazones.

Yo soy esa rosa de luz que convierte el dolor en alegría y el sufrimiento en cura.

Soy esa rosa de luz que brilla durante la noche para guiar a Mis hijos.

Yo soy esa rosa de luz que florece y reflorece cuando Mis hijos están en ofrenda y en oración.

Soy esa rosa de luz que inspira a las almas a que vivan el camino de la paz y del amor.

Yo soy esa rosa de luz creada en el Universo para ser Madre de la Humanidad en servicio y amor a todos.

Yo soy esa rosa de luz que una vez fue un humilde corazón humano que estaba al servicio del Señor en alabanza y alegría.

Soy esa rosa de luz que trajo al mundo lo más importante que había perdido: su pureza original.

Soy esa rosa de luz que se abre para que todos conozcan el amor de Mi Pureza original.

Espero que después de esta trayectoria en el planeta, sus corazones se conviertan como el Mío, en rosas de luz, que estén en ofrenda y redención a los Pies del Creador.

Espero que algún día sean rosas de luz que reflejen la pureza interior y el alma que fue trabajada y purificada por el servicio y el amor a Dios.

Espero que sean rosas de luz que despierten a otras rosas, para que florezcan y manifiesten un sí verdadero al Creador.

Espero, hijos, que sean rosas de luz para que puedan comprobar que la vida puede ser divinizada a través de la unión con el Padre Celestial.

Cuando sus corazones se conviertan en rosas de luz, ya no serán los mismos de siempre, porque en ustedes despertará el único talento que Mi Hijo dejó guardado en la esencia de cada corazón humano.

Que sean rosas de luz para glorificar al Padre y alabarlo por siempre en gratitud.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los prepara para su conversión,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz