MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

La Responsabilidad de Amar

Ama, querido hijo, así como el Padre Celestial te ama y pronto te liberarás de las cadenas de la separación y de la división.

Ama, así como Mi Hijo te ama por encima de todo error, de toda prueba o de toda hostilidad, porque el amor siempre te salvará, cuando de tu pequeñísimo corazón emerja un sincero acto de unión con el prójimo, una incondicional aceptación de los nuevos tiempos, una irrefutable acción de bien y de caridad.

Por eso, practica en este tiempo la Escuela del Amor para que, a cada nuevo paso, encuentres el sendero de la unidad y de la fraternidad con tus semejantes.

Cuando eso suceda, te aseguro, hijo Mío, que ya no existirá entre tu consciencia y la de tus hermanos, ninguna diferencia porque estará reinando el amor y la verdad que los tornará libres de las prisiones de la vida.

Mientras tanto, sigue buscando todos los días amar con locura santa, vivir cada experiencia como una oportunidad de redención.

Que tu corazón sienta que, sin el amor puro, no podrá vivir.

Que tu consciencia reconozca, en este ciclo, que sin el amor no sería nadie y que la vida no tendría sentido.

Ama un poco más de lo que amas, porque si amas de verdad nunca te pasará nada en aquello que te pidan hacer y recibirás cada nueva misión con inmensa alegría.

Que tus pequeños pies no se cansen de caminar en dirección al sendero del Amor.

Ya es tu responsabilidad vivir en el Amor y estar todo el tiempo en el Amor, porque de esa forma aprenderás a ser más considerado, bueno y misericordioso con los errores del semejante.

Que tu consciencia se eleve al Plano del Amor.

Que tu corazón de carne, a veces duro o rígido, se abra para que, en sus más profundas entrañas del latir de la vida, se depositen los Códigos del Amor de Dios y de Nuestro Señor.

Participa, entonces, de la corriente arrebatadora del Amor.

Presencia los milagros victoriosos de amor y de redención que tus hermanos alcanzan.

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS GLORIFICADO, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Quédate cerca de Mí y todo estará bien.

Quédate cerca de Mí y todo se curará, no existe nada imposible o difícil para tu Señor.

Quédate cerca de Mí y siempre renacerás en la alegría de servirme, en el júbilo de tenerme, en la seguridad absoluta de estar cumpliendo el Plan de Dios.

Quédate cerca de Mí y todo lo comprenderás. Nada te faltará, todo lo recibirás, porque siempre fuiste bendecido.

Quédate cerca de Mí, así como eres, porque te comprenderé, te acompañaré paso a paso y no dejaré que pierdas Mi camino.

Quédate cerca de Mí y todo se restaurará. Una llave nueva encontrarás, un camino nuevo recorrerás y alzarás vuelo tan alto como las aves de los Cielos.

Quédate cerca de Mí y ya no pienses más, encuentra la salida a través de Mi Corazón. Ama con locura santa, víveme con plenitud. Sé parte de tu Redentor y todo se redimirá.

Quédate cerca de Mí todo el tiempo y encontrarás el sentido perfecto de estar Conmigo, hallarás la razón y la causa por las que Yo te he llamado para servirme.

Quédate cerca de Mí, nada más.

¡Les agradezco por guardar Mis Palabras en el corazón!

Los bendice,

Vuestro Maestro, Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Mi Corazón desea almas preciosas que por amor veneren Mi Sagrado Corazón, porque en ellas dejaré Mi Manantial de cura y de reparación.

En los corazones más ancianos veo muchas veces Mi Luz Paternal reflejada como la luz de los rayos del sol. En las almas ancianas veo un reflejo de la sed que ellas tienen por Mi Amor y Redención.

Recojo de esos corazones los frutos de la conversión y encuentro en ellos una locura santa por querer encontrarme. En la quietud de los más ancianos Mi Corazón puede reposar y, en el silencio, encontrarse delante de un amor perpetuo y renovador. Mi Corazón se encuentra delante de un amor fiel y digno de ser compartido con los semejantes.

En la Hora de la Misericordia Mi Corazón descansa en las almas más ancianas, porque Yo puedo ver que el consuelo que ellas Me transmiten es verdadero y luminoso. A las tres de la tarde, la Misericordia de Mi Corazón también desciende sobre sus pequeños corazones y así, por aquellas almas ancianas que oran Conmigo, Yo puedo fundirme con la joven y renovada esencia de cada uno de ellos.

Hoy los invito a considerar a los más ancianos como parte de la expresión de Mi Manantial de Amor Perpetuo para el mundo; así las familias en el mundo no estarán quitándose un peso, sino asumiendo que en la sabiduría de los más ancianos se encuentra presente Mi Amor Misericordioso.

Recuerden al anciano de Jerusalén, el que cuando Yo era niño Me tomó en brazos y abrió su corazón para que se fundiera con Mi pequeño Espíritu de niño.

Que en los más simples se refleje la compasión por la humanidad.

Bajo el Amor del Padre, sean bienaventurados.

Gracias por guardar Mis Palabras en el corazón.

Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO EXTRAORDINARIO DE SAN JOSÉ CASTÍSIMO, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Queridos compañeros de Mi Casto Corazón:

No les cabrá repetir más que son tiempos de emergencia en el mundo.

Nuestras palabras necesitan llegar a todo el planeta. No podrá existir una sola alma que no conozca la Presencia de los Mensajeros de Dios en este lugar

Por esta razón, hoy les pido que difundan Nuestro llamado sin miedo, sin avergonzarse por proclamar la propia fe, sin temor a no ser aceptados ni recono­cidos por aquellos a quienes respetan y aman.

Solo coloquen en sus consciencias que todos necesitan desper­tar, que no habrá más tiempo para las ilusiones de la vida, por­que la oración será la única salida para la situación planetaria.

No piensen en lo que sentirán los seres, no se preocupen con lo que expresarán las mentes de las personas en el mundo; solo vislumbren la necesidad de las almas de reconciliarse con Dios, de orar y de unirse al Plan del Creador.

No importa la respuesta inmediata de las consciencias al entrar en contacto con Nuestras palabras. Lo que verdaderamente importa es que la semilla de la luz quedará sembrada dentro de los seres, y cuando llegue el momento de la necesidad real para ellos, tendrán a qué recurrir: se acordarán de aquellos valles en el Brasil y también de aquel refugio de paz entre los naranja­les; recordarán las montañas que guardan al Espíritu Santo de Dios y también de las que protegen el futuro de la humanidad con los códigos del Niño Jesús, para que sean depositados en los pequeños de este mundo.

Anuncien a sus familias que sus vidas no son más las mismas; anúncienlo a sus conocidos, anúncienlo a los desconocidos que necesitan paz. Anúncienlo a los ricos, anúncienlo a los pobres. Anúncienlo a los sanos y a los enfermos, a los jóvenes y a los ancianos.

Que el futuro del planeta encuentre la esencia de la paz en los corazones de los más jóvenes y que aquellos que partan de este mundo, los más ancianos, puedan llevar el descubrimiento del amor, a donde quiera que vayan después de esta vida.

Les hago este pedido porque las almas no pueden perder la oportunidad de vivenciar el amor, ya que para eso vinieron al mundo.

Quiénes somos

Asociación María
Fundada en diciembre de 2012, a pedido de la Virgen María, Asociación María, Madre de la Divina Concepción es una asociación religiosa, sin vínculos con ninguna religión institucionalizada, de carácter filosófico-espiritual, ecuménico, humanitario, benéfico, cultural, que ampara a todas las actividades indicadas a través de la instrucción transmitida por Cristo Jesús, la Virgen María y San José. Leer más

Contacto

Mensajeros Divinos