MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Que en tu corazón reine la paz para que sepas comprender estos tiempos y buscar tus fuerzas en el lugar correcto de la consciencia y del corazón.

Habrá días en los que tus debilidades irán más allá de tu capacidad de superarte y de seguir, pero en esos momentos, hijo, busca en tu corazón un punto en el que puedas estar seguro. Busca el Amor de Cristo, la memoria del abrazo de tu Señor, busca el saber de la Presencia Divina, de que los Ojos del Creador están puestos sobre ti; quédate en silencio delante de la naturaleza, observa el sol que nace y se pone, trayendo paz y recogimiento a tu corazón; busca esperanza en las Palabras ya pronunciadas por Dios a través de Sus Mensajeros; siéntate en silencio y soledad solo para respirar y agradecer y, en tu debilidad, di: 

Señor, aquí estoy, 
débil en mí mismo,
buscando Tu fortaleza,
buscando la forma de permanecer en Ti.

Que descienda sobre mí Tu Gracia,
revelando en mi debilidad, ya revelada,
Tu grandeza aún oculta en mi corazón.

Ven, Señor,
y, conociendo el mundo
y yo mismo mis debilidades,
revela ahora Tu fuerza, Tu milagro,
Tu poder, Tu Gracia y Tu Misericordia,
porque yo, por mí mismo, soy nada,
pero Tú en mí puedes todas las cosas.

Amén.

Y pronunciando esta y tantas confesiones que pueden surgir de tu corazón, da espacio para que Dios te revele no solo tu vacío y pequeñez, sino también Su grandeza, Su milagro, Su poder.

Escoge, hijo, en tus debilidades más profundas, dar espacio para que Cristo le revele al mundo Su Gracia por medio del testimonio vivo de tu corazón. 

Tienes Mi bendición para esto.

San José Castísimo 

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Ora, porque mientras más despiertos estén los que se comprometieron con Cristo, mayor será su responsabilidad frente al planeta y al Plan del Creador.

Ora, porque al mismo tiempo que despiertas, el mundo agoniza y aquellos que están sumergidos en la oscuridad se adentran más profundamente en sus abismos.

Cultiva en tu corazón, en tu mente y en tus sentimientos aquello que te aproxima al Padre, y únete a Él, para que esa unión tenga más fuerza en tu interior que la tendencia humana de seguir las ilusiones del mundo.

Mientras los dirigentes de las naciones se pierden y se confunden desde su espíritu hasta la materia, ora, hijo, para que exista equilibrio en este mundo y para que las leyes atraídas hacia él no produzcan en la Tierra una prueba inesperada, algo que muchos no podrán soportar.

Tu oración, oculta y silenciosa, sin embargo, sincera y verdadera llega a los Pies de Dios y de Sus arcángeles para equilibrar las leyes que hacen que los acontecimientos se manifiesten en la vida sobre la Tierra. 

Todo en la vida humana, antes de manifestarse en la Tierra, comienza a existir en los niveles espirituales. Las raíces de las virtudes, las de los males del Nuevo Hombre y las de las pruebas de este tiempo se encuentran en niveles aún invisibles, intangibles, pero a los cuales las oraciones sí pueden llegar. 

Cuando oras, estás atrayendo el Pensamiento de Dios hacia la Tierra, y ese Pensamiento al descender a través de las dimensiones, las equilibra para poder manifestarse.

De la misma forma, cuando los hombres actúan en forma negativa, atraen el caos hacia la Tierra y ese caos desestabiliza las dimensiones de la vida por donde pasa, para poder manifestarse según su vibración.

Por eso, decimos que estamos en tiempos de batalla. Una batalla silenciosa en la que se triunfa con el amor y la unidad con Dios porque no hay nada superior al Amor del Padre, nada que pueda vencerlo. Pero, para que Él esté presente en la vida sobre la Tierra, los seres deben abrirle las puertas a través de la oración.

Tu Padre y Amigo,

San José Castísimo

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS GLORIFICADO, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE FLORIANÓPOLIS, SANTA CATARINA, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

A pesar de los tiempos de oscuridad y de apremios, Yo siempre vendré, como el Sol del atardecer, para anunciarle al mundo la hora de su salvación.

Seré más fuerte e intenso que los océanos, porque en ellos las almas encuentran la paz.

Seré más fuerte que el viento, porque a través de él las almas pueden sentir la caricia perpetua de Mi Amor.

No los abandonaré cuando los tiempos estén difíciles. Estaré allí, entre ustedes, en el silencio de la noche, para escucharlos y para que escuchen Mis consejos.

El tiempo que se aproxima será conmovedor para todos. Por eso, quien se una a Mí no perecerá, encontrará el alivio y la calma que tanto espera.

Yo solo les pido una cosa, que persistan y que se sostengan a través de Mi Fe, porque Cielo y Tierra pasarán, pero Mis Palabras permanecerán en los corazones valientes.

Reciban, de Mí, toda la fuerza interior necesaria para atravesar el fin de los tiempos por amor a Mí; así Yo siempre les tenderé Mis Manos para llevarlos hacia la Casa de Mi Padre, lugar en donde una nueva etapa comenzará.

¡Les agradezco por guardar Mis Palabras en el corazón!

Los bendice,

Vuestro Maestro, Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Renuévate todos los días en la fuente de la paz y de la oración que proviene de Dios. No dejes que tu ser se pierda el cambio de los ciclos, por estar distraído y preso en los ciclos anteriores. La vida en este tiempo tiene un ritmo dinámico y firme y, para acompañarlo, es necesario estar en oración y en paz. 

La oración te hará vigilante para que puedas actuar con sabiduría cuando sea necesario.

La oración traerá paz cuando los acontecimientos del mundo borren la esperanza del corazón de muchos seres que no conocían a Dios.

La oración renovará tus fuerzas y tu compromiso con el Padre, cuando de tus huesos humanos emerja el miedo y la indiferencia. 

La oración te llevará a Dios y guiará tu camino de retorno al Corazón del Padre, aun cuando Él parezca estar distante de ti. 

La oración protege. La oración ampara. La oración unifica. La oración transforma. 

Ora, hijo, no te olvides nunca de orar. 

Tu Padre y Amigo,

San José Castísimo

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS GLORIFICADO, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Yo siempre les daré y les entregaré Mi soberana Fuerza interior para que puedan sostenerse, a pesar de los embates, de las dificultades o de los grandes desafíos.

Si de verdad creen en Mí y Me viven, ustedes conseguirán cumplir Mis designios y el Universo los socorrerá siempre que lo necesiten.

Si confían en Mí, solo el Amor Divino vencerá.

No existe nada más grande que el Amor, no existe nada que pueda oponerse a la Voluntad del Padre, aunque vivan momentos de gran tensión.

El Amor es uno de los Dones de Dios que coloca las cosas en su lugar, porque es un Amor verdadero, impersonal y neutro.

En el Amor Divino siempre encontrarán esa llave que les abrirá las puertas para la comunicación entre las almas y Dios y, a partir de allí, todo podrá suceder.

Por eso, si confían en Mí no deberán temer por nada, por más grande o difícil que parezca, porque no existe nada que pueda oponerse al caudal poderoso del Amor Divino.

Siempre recuerden todo esto, porque será la llave fundamental para que en sus vidas siempre resuene el Amor de Dios.

¡Les agradezco por guardar Mis Palabras en el corazón!

Los bendice,

Vuestro Maestro, Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN VILLA LA ANGOSTURA, LOS LAGOS, NEUQUÉN, ARGENTINA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Queridos hijos:

Cuando su Madre Celeste tiene la dicha de visitar la casa de Sus hijos, en los mundos internos se fortalece esa confianza en Dios y la fe se manifiesta como una flor a los rayos del Sol.

A través de Mi Visitación a los hogares de las familias, la Madre de Dios encuentra acogimiento y reposo; así, la Madre Celeste retoma fuerzas internas para seguir caminando en este mundo, para buscar y rescatar a Sus hijos más perdidos.

Por esa razón, cuando su Madre Celeste es recibida con mucho amor, Sus ángeles del Cielo, los que descienden junto a Ella, transforman los espacios en recintos sagrados de oración y de vibración, como una ofrenda de devoción a Dios.

La Visitación de María a las familias del mundo representa la posibilidad de reconfirmar esa filiación, espiritual e interna, que cada hijo Mío tiene con la Madre de Dios.

Delante de la desunión predominante de cientos de familias en el mundo por la falta de amor y de solidaridad, que la Madre de Dios hoy visite esta simple casa significa la oportunidad espiritual de interceder, de manera planetaria, por miles de familias.

Desde ahora agradezco esta recepción, porque en este día el seno herido de las familias está siendo cicatrizado por el bálsamo del Amor de Dios.

¡Les agradezco responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EINSIEDELN, SCHWYZ, SUIZA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

En los Misterios Luminosos las almas encuentran la fuerza interior que necesitan para aprender a superar este tiempo dentro de sí mismas.

Pero, ¿qué significa para ti el Bautismo de Jesús en el río Jordán?, ¿y el primer milagro concedido en las bodas de Caná?

¿Qué significa para ti la predicación de la Buena Nueva a través del anuncio del Evangelio?, ¿y la Transfiguración luminosa de Jesús en el monte Tabor?

¿Qué significa para ti la Última Cena de Jesús con Sus apóstoles?

En todos los hechos no solo vemos la Luz de Cristo actuando, obrando y transformando todas las cosas, sino que también vemos la Luz de Dios manifestándose a través de Su amado Hijo.

Los Misterios Luminosos son la revelación de la Fuente Divina por intermedio de la vida pública de Cristo. En estos hechos vemos actuar el Divino Conocimiento a través de la Palabra Sagrada, es decir, del Verbo.

El Verbo le vuelve a demostrar al hombre terrestre que es el principio, porque en el principio fue el Verbo y del Verbo surgió la vida.

Por medio de los Misterios Luminosos encontraremos la Luz del conocimiento que nos llevará a tornar sagrado todo nuestro ser y toda nuestra existencia.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

 

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS GLORIFICADO, TRANSMITIDO EN EINSIEDELN, SCHWYZ, SUIZA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Recibe de Mi Corazón toda la fuerza interior que necesitas para contemplar la actual realidad de la humanidad.

Siéntete partícipe de los Comandos del Señor para que aprendas a expandir la Misericordia Divina por todos los lugares que vayas.

Déjame que, de tiempo en tiempo, te muestre el camino para que encuentres siempre la verdad y sepas cómo aprender a procesarla dentro de ti, según la realidad de estos tiempos.

Construye una fortaleza dentro de ti que esté basada en el amor sin condiciones, en la caridad sin consideraciones, en el servicio sin premeditaciones y en una entrega total, a pesar de los errores.

Todo esto te ayudará a estar siempre en transformación y a no detener los pasos hacia tu Maestro y Señor.

Que en este tiempo cada realidad planetaria y de la humanidad despierte en ti la necesidad de darlo todo por algo mayor, para que el resto de la actual humanidad tenga la Gracia de redimirse y de emitir un verdadero arrepentimiento de sus pecados y de sus ofensas ante el humilde Corazón de Dios.

La oportunidad de vivir en Dios siempre deberá existir para todos. ¡Confía!

¡Les agradezco por guardar Mis Palabras en el corazón!

Los bendice,

Vuestro Maestro, Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS GLORIFICADO, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

La Misericordia Infinita de Mi Corazón será lo que salvará a las consciencias.

Porque quien está dentro de la Misericordia de Mi Corazón no perecerá; al contrario, ganará fuerza interior para derrotar a Mi adversario.

Por eso Mi deseo es llevar esa Misericordia por el mundo entero, a fin de que las almas, razas y pueblos sepan que aún existe un portal de salvación que se abre a través del Amor de Mi Corazón por la humanidad.

La Misericordia de su Maestro y Señor es la Misericordia viva de Dios por toda la Creación. Es la Misericordia de Dios que existe por los que están en la Luz, así como por los que están en la oscuridad profunda.

Esa es la Misericordia transformadora que Yo espero que el mundo conozca para sustituir los errores y las guerras por el Amor y la Compasión que brotan de Mi Corazón.

Las almas que están en conflicto, o que viven los conflictos de estos tiempos, es porque aún no conocen el Don de la Misericordia del Señor, Fuente reparadora de los sufrimientos y curadora de todas las heridas que la humanidad se causa a sí misma.

Sea esta Misericordia el Don de los consecuentes Conmigo, y de los miserables, de los que están sumergidos en las guerras y de los que luchan con las armas.

Que Mi Divina e Insondable Misericordia toque a todos los corazones, para que no existan barreras físicas o espirituales entre las almas y Dios.

¡Les agradezco por guardar y por vivir Mis Palabras de corazón!

Los bendice,

Vuestro Maestro, Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, PAYSANDÚ, URUGUAY, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Los que despiertan deben ser acompañados con mucho amor para que en ellos despunte con claridad el Propósito y éste se cumpla como está previsto.

Los que despiertan deben ser guiados con atención, para que en ellos nazca con fuerza interior la llama del Propósito, la que siempre deberán aspirar a alcanzar.

Los que despiertan siempre deben recibir amor, consideración y entendimiento, porque son almas que recién salen del sueño profundo y toman consciencia de una nueva y verdadera realidad.

Los que despiertan deben ser llevados de la mano, por el sendero del servicio y de la vida abnegada, para que en ellos comience a surgir la virtud del servicio por los semejantes y de la entrega por el Plan de Amor.

Los que despiertan deben ser considerados postulantes a la Obra de Cristo, para que al menos tengan la oportunidad de experimentar el Amor arrebatador del Maestro.

A los que despiertan siempre se les debe decir la verdad.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Querido hijo:

Que tu corazón siempre refleje la energía del Amor, porque así ayudarás a reconstruir este planeta y su humanidad.

Que, en la energía del Amor, todo sea reparado, cicatrizado y curado.

Que el Amor que debe vivir tu corazón sea la premisa en estos tiempos. 

Que todo sea renovado para que la propia esencia de la vida sea elevada como ofrenda espiritual hasta los Pies del Creador.

Camina siempre en el sendero del Amor, en el que encontrarás la fuerza interior necesaria para trascender los tiempos y superar las pruebas que llegarán para confirmar tu espíritu en la vida divina.

Que cada etapa de la vida sea una sagrada oportunidad de redención.

Cada experiencia vivida hará de tu alma un espíritu triunfante, que luego estará cerca de Cristo para celebrar la eternidad.

Que la energía del Amor reconstruya todas las cosas y que tu corazón valiente reciba la sagrada energía del Amor para revivir todos los días el Amor eterno del Creador.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado!

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE FÁTIMA, SANTARÉM, PORTUGAL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Las Cuatro Llaves

Primera llave: la neutralidad.

Que tu espíritu, mente y corazón se pacifiquen porque los tiempos que vendrán serán increíbles pero desafiantes.

Cultiva en ti la llave de la neutralidad porque mucho necesitarás de ella para que los embates, pruebas y desafíos no te superen, sino que, con espíritu valiente, tú puedas trascender, en silencio y oración, todo lo que vivirás.

La llave de la neutralidad hará de tu mente una fortaleza inquebrantable y construirá en tu corazón un castillo inamovible, porque nada semejante a ti podrá agitarte ni perturbarte.

La neutralidad será la llave maestra entre todas las llaves, porque ella te proporcionará coraje y fuerza interior para ayudarte a ti mismo y a los demás.

Que la neutralidad ingrese en la esencia de tu ser y que neutralice todas las formas a fin de que siempre reine el espíritu pacificador e inalterable ante todo lo que verás de ti y del mundo.

Que esta llave te conduzca hasta la meta y que, al mismo tiempo, te aparte de cualquier indiferencia; porque neutralidad no es indiferencia u omisión, sino aceptación de los cambios, madurez del espíritu y crecimiento interior de la consciencia.

Que la llave de la neutralidad alinee todo tu ser y que este alineamiento se refleje en el sentir, en el pensar y en el actuar; porque así construirás un estado de elevación permanente, capaz de beneficiar a tus hermanos y, sobre todo, al planeta.

Segunda llave: el silencio.

Ama por encima de todas las cosas la llave del silencio y esa sagrada llave del silencio despertará en ti; porque el propio silencio te transformará, y en nada habrá mutismo ni tampoco te hará diferente a los demás.

El silencio espontáneamente te conectará con lo Alto y, en seguida, tu pensamiento se elevará.

La llave del silencio terminará, interiormente, con el barullo humano y contribuirá en la expansión de los sentidos internos, como la capacidad de percibir más allá de las apariencias, la capacidad de prevenir acontecimientos, la capacidad de anteceder a resultados concretos y, sobre todo, te despertará la premeditación.

Si el silencio trabaja en la humanidad, él podrá despertar espíritus silentes que, invisiblemente, aprenderán a equilibrar el desorden de este planeta ocasionado por los ruidos de esta humanidad.

El silencio, como llave, alimenta al espíritu de vibraciones elevadas que provienen del Universo y permite que la consciencia, en cualquier lugar y bajo cualquier circunstancia, esté en contacto con su mundo interior.

La llave del silencio es capaz de penetrar espacios de la consciencia interna, que regularmente el ser humano no conoce por estar inmerso en todo lo que es superficial.

El silencio es considerado una oración poderosa que adquiere potencia de acción bien amplia.

La llave del silencio es curadora, regeneradora y concibe en la consciencia un estado de profunda receptividad.

El silencio es capaz de neutralizar las guerras, de disolver conflictos y de fortalecer la esencia que debe cumplir con su propósito interior y espiritual.

El silencio despierta el espíritu del guardián y favorece el correcto uso de la palabra; él construye la unidad interna y disuelve la tendencia a la competencia y a todo lo que es mezquino.

El silencio, como llave, permite que el alma capte interiormente los impulsos de su universo superior.

Tercera llave: el amor compasivo.

Si no hay amor en todo, nunca podrá haber compasión. El amor y la compasión, como energías positivas, caminan juntos.

Por eso, el amor en este tiempo lo es todo y siempre hará la diferencia para poder resolver lo imposible y liberar lo que está en tinieblas dentro de la consciencia.

Nacimos para expresar amor; por eso, cuando el amor está ausente del ser humano, él vive el odio, la indiferencia y la amargura.

El amor, como llave, concibe en esencia todas las cosas y es capaz de resolver lo que parecería inalcanzable.

El amor trae comprensión, entendimiento y, sobre todo, despierta la sabiduría.

El amor estimula la necesidad de servicio e impulsa a la consciencia a buscar la Instrucción.

El amor, como llave, reconstruye la vida y genera, en todo un espíritu, el orden y el silencio.

El amor puede borrar cualquier dolor o incomprensión humana, desde el momento en que la consciencia se siente amada.

El amor crea lazos evolutivos entre las almas y despierta a la consciencia al camino del perdón y de la reconciliación.

El amor cicatriza heridas del inconsciente y trae grados de esperanza y de motivación; él une lo que el hombre de superficie separa con el odio, el rencor y el miedo.

El amor, como llave, siempre traerá el espíritu de la renovación y él aportará sana alegría por estar sirviendo al Creador.

Cuarta llave: la humildad.

Un principio que protegerá el surgimiento de una nueva humanidad.

La humildad hará plasmar la Nueva Tierra prometida y retirará del camino los obstáculos que, hasta ahora, han apartado a la humanidad de esa fuente de humildad.

La humildad, como llave, despierta la resignación y aísla a la consciencia de todos los obstáculos que imponen las energías capitales.

La humildad crea un vallado para las almas que quieran liberarse de los errores frecuentes.

La humildad podrá hacer de este mundo un estado de consciencia más positiva.

La humildad guía a la consciencia por el camino de la instrucción para que despierte a los comandos universales.

La humildad construye la nueva humanidad formada por las situaciones y experiencias que irradian amor, consideración y respeto.

El amor, como llave, no solo abre el corazón para trascender las formas, sino que, junto a la humildad, las almas se ven colmadas de nuevos principios.

La humildad es el portal que los llevará a conocer a Dios dentro de cada corazón humano.

Las cuatro llaves intentan corregir la actitud del ser humano y de su humanidad.

Las llaves proporcionan a las almas el arte simple del autoconocimiento y de la redención, para así despertar en el mundo una nueva consciencia.

Les agradezco por responder a Mi llamado.

Los bendice,

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

APARICIÓN EXTRAORDINARIA DE MARÍA, ROSA DE LA PAZ, CORRESPONDIENTE AL MENSAJE DIARIO, TRANSMITIDO EN LA CIUDAD DE MADRID, ESPAÑA, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Yo soy la Madre de todos los hijos del mundo y les traigo desde el Cielo la paz que es posible vivir en estos tiempos. Por eso estoy aquí, queridos hijos, para que puedan creer en ello; porque a pesar de lo que suceda en la humanidad y en todos los corazones, Mi tarea no deja de cumplirse. Abro los Cielos para que sus corazones se puedan elevar hacia Mí y así ingresar en el Corazón de Dios, que con amor ardiente los espera para acogerlos en Su Espíritu y en Su Divinidad.

Queridos hijos, vengo a Madrid con la misma misión de hace dos años. La Guadalupana ahora debe recorrer cada provincia de España y debe llegar a los corazones que ustedes desconocen. Porque si ustedes peregrinan Conmigo llevando la santa imagen, los corazones la buscarán porque han perdido la fe en Dios y necesitan reencontrarla. Por eso Yo estoy aquí, queridos hijos, para hacerles este pedido, porque desde el corazón de España es posible que esta tarea pueda comenzar.

Y así encontrarán almas que necesitarán vivir de la oración, necesitarán aprender a orar y saber cómo conectarse con Dios. Ustedes, que ya viven dentro de Mi Escuela de Oración, sabrán cómo hacerlo y enseñarlo, porque Yo los inspiraré en el Poder del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Así, queridos hijos, irán conociendo los Dones de Dios que están esperando descender sobre la humanidad y sobre los corazones simples que se abren para encontrar el camino de la consagración al Plan del Altísimo.

Hoy vengo aquí para unir lo que está separado entre las consciencias, así como lo dice el cántico. Vengo a establecer en sus esencias la nueva humanidad, algo que hoy no podrán comprender, queridos hijos, pero que lo irán construyendo dentro de ustedes dando los pasos en el Plan del Señor y en la redención que les ofrece Mi Hijo en este tiempo. Así, queridos hijos, nunca estarán solos; por más que sientan que pierden las fuerzas internas, Mi Corazón siempre los apoyará. Yo soy esa sagrada mano que se tiende a ustedes para que la puedan tomar fuerte y sentirse seguros en este camino de conversión, de completa transfiguración de sus vidas.

España debe ser el Reinado de Mi Inmaculado Corazón, porque unida a Portugal podrá irradiar la paz a todo el continente europeo y más allá de él. Saben, queridos hijos, que cuentan con el Santuario de Lis y también con el santuario de Medjugorje. Pero aún no es suficiente, hay corazones que todavía no están arrepentidos y que no encuentran el camino hacia Mi Hijo.

Yo vengo a mostrarles el sendero que los lleva al Corazón del Padre Celestial y esto dejará de ser una teoría o algo tan invisible para ustedes. Queridos hijos, necesito que se formen como Mis columnas, como ya se los dije una vez, y que sigan fortaleciendo su vida espiritual para que Yo pueda estar cerca de ustedes y guiarlos por este camino de fin de tiempo entre las tinieblas y la oscuridad que vive el mundo.

Quisiera que esta imagen sea un portal de la paz, porque para eso Yo la he consagrado para cada uno de ustedes y para sus hermanos de camino. Como Guadalupe cumplo una tarea importante en los Estados Unidos y también la cumplo aquí, porque desde aquí Yo partí para manifestarme en América y ser conocida como la Madre de las Américas y la Madre de todos los pueblos.

Yo inspiré a los apóstoles de Cristo, cuando evangelizaron y predicaron por esta región, para que dieran a conocer Mi Evangelio, que es la historia más profunda de la Madre de Dios con Jesucristo, Vuestro Señor; para que dieran a conocer Mi obra silenciosa y que fuera testimoniada por cada uno que la escuchaba. Esa historia llegó hasta Guadalupe, en un rincón de esta gran España, y desde allí fui conocida por el mundo cuando Mi sagrada faz de la Madre de todas las razas se mostró a las Américas; recordándole así al hombre blanco la unión con todos los pueblos a través de la unidad y del amor, que en aquel tiempo en Guadalupe Yo vine a instituir por orden de Dios para que el pueblo de Europa tuviera una oportunidad en este tiempo final, en este tiempo de purificación, en este tiempo de transición.

Sus corazones se autoconvocaron para esto y no han dejado de cumplir lo que Yo he pedido en esta obra de expandir la luz de Mi Corazón por el mundo y especialmente por Europa. Mi misión con ustedes, queridos hijos, debe ir más allá de las fronteras y de las naciones. Ustedes deben llegar a esos corazones cerrados que no quieren conocer a Jesús y tampoco quieren acercarse a  Dios. No existe un método para hacerlo, ni tampoco una regla; transmitan el amor de sus corazones, el amor que sienten por Mí y así Yo obraré. Y cuando se unan a orar con sus hermanos, con aquellos que son desconocidos por ustedes, podrán ser convertidos por Mi Amor y encontrarán la paz que tanto buscan. Queridos hijos, Yo espero eso de ustedes en este tiempo. Por eso he venido aquí, a Madrid, para que realicen una renovación de sus votos con el Padre Celestial y con el Plan de redención de Mi Amado Hijo y de Mi Inmaculado Corazón.

El siguiente paso para Europa es difundir el amor de San José y la transformación que ese santo hombre vivió siendo humano, siendo un hombre simple y verdadero. Así Yo quiero, queridos hijos, crear en ustedes y en este pueblo de Europa un hombre nuevo, y dejar atrás al hombre viejo que se ha cerrado a la transformación y a la renuncia. San José será el Mediador que los llevará por ese camino.

Si difunden a Nuestra Señora de Guadalupe, sabrán difundir al Casto Corazón de San José, porque en verdad les digo, queridos hijos, que aquí en España aún existen almas simples que sienten a Dios en su corazón pero que no saben cómo conectarse con Él. Las almas que están cerradas son Mis almas predilectas, son las que Yo aspiro a encontrar a través de sus manos y de sus servicios unidos a Mi Hijo, a Su Sagrado Corazón.

Aún hay mucho por hacer aquí y es hora de que sus corazones puedan crecer en esta tarea y que no tengan miedo de dar los pasos, así como sus hermanos los han dado en otras partes del mundo, entregándose definitivamente a vivir el Plan de Dios y a cooperar con la salvación de esta humanidad y de todos los Reinos de la Naturaleza, que son muy agredidos.

Queridos hijos, Yo estoy en comunión con ustedes todos los santos días de la vida. Y en cada momento que oran a Mi Corazón, Yo los puedo fortalecer para que vivan este Proyecto que es tan desconocido por el mundo, que es el Proyecto del amor y de la redención.

Hoy estoy sobre ustedes, queridos hijos, porque los amo, los amo en el gozo eterno de Mi Corazón Inmaculado que derrama Sus Gracias sobre Mis hijos para que puedan estar firmes y seguros en el camino que Yo los invito a seguir.  Soy Vuestra Madre de la Paz, soy Vuestra Madre del Amor, Madre de la Confianza, Madre de la Consagración y de la Esperanza, soy quien los levanta cuando caen, soy quien los hace alegrar cuando tienen sus corazones tristes o cuando están confundidos por Mi adversario.

Únanse a Mí a través del Santo Rosario y contemplen, como lo han hecho hoy, cada misterio divino de Mi Hijo. Así sus corazones serán depositarios de los códigos del Universo Celestial, que serán imprescindibles en estos tiempos y para toda la humanidad. Como sé, queridos hijos, que no todos recibirán esos códigos que ayudarán a transformar el mundo, los muy pocos que los recibirán tendrán la gran responsabilidad de ser consecuentes con ellos y de expandirlos en amor y en alegría por el mundo.

Sus ángeles de la guarda confían en que pueden hacerlo, cuenten con ellos en esta obra de corredención que viven Conmigo y en unión a Mi Hijo. Por eso Yo los vengo a preparar para el tiempo final y para que nunca olviden este momento en que el Cielo toca sus corazones y vidas para renovarlos e impulsarlos a dar un poco más, en honor a Dios, que los contempla en esta hora con dulzura y detenimiento a través de Mi Inmaculado Corazón.

Sientan, queridos hijos, cómo Mi Paz es viva y más allá de ser inmaterial se siente y palpita en el corazón que se abre para recibirla. Busquen los dones de la caridad y del bien, y estarán en el camino correcto. No busquen la realización personal, sino la concreción de las obras en la humanidad a través de los Sagrados Corazones. Así, queridos hijos, como Vuestra Patrona de Guadalupe y de toda España podremos alcanzar en el silencio la redención de millones de almas que están sumergidas en el caos de este mundo y en la superficialidad de la vida material. Mi adversario se ha encargado de cerrar esos corazones, pero Yo hoy les entrego la llave maestra, que es la llave de sus corazones, la llave del amor y de la confianza en Dios, porque el corazón que es paciente, queridos hijos, todo lo alcanza.

Oremos ahora, queridos hijos, por la humanidad.

(Rezamos tres veces el Padre Nuestro en arameo).

Y aquí, queridos hijos, hoy ustedes Me ofrecen ante los Altares de Dios, el mayor testimonio de la Verdad y de la redención para los corazones del mundo, a través de la Sangre preciosa y del divino Cuerpo de Vuestro Señor, quien habiendo derramado todos los códigos de la rehabilitación para los corazones y espíritus, hoy a través de este pan y de este vino se hará presente por la transubstanciación. Los ángeles del Universo unidos a Mi Corazón y en adoración convertirán estos elementos en gloria al Padre Celestial. Cuando beban de la Sangre de Cristo, beban por aquellos que no beben la sangre preciosa de Nuestro Señor y cuando comulguen, queridos hijos, comulguen por aquellos que lo ofenden y que lo niegan en este tiempo.

Cantarán a Nuestra Señora de Guadalupe así como lo han hecho, para que Mi Faz unifique a todas las razas y a todos los pueblos en la espiritualidad de Cristo.

¡Les agradezco por responder a Mi llamado y los amo!

Vuestra Madre María, Rosa de la Paz

MENSAJE DIARIO DE SAN JOSÉ, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE AURORA, A LA VIDENTE HERMANA LUCÍA DE JESÚS

Sé que las fuerzas que emergen de su interior en purificación y transformación a veces son tan fuertes que ciegan sus ojos al amor y al perdón.

Sé que después de eones de existencia alimentando orgullos y vanidades, poder y posesiones, es muy difícil para la consciencia en evolución decir sí a un aprendizaje de humildad, cuando él se precipita en sus vidas.

Muchos son los que dicen querer ser humildes como el Señor en Su pesebre de Belén, pero, delante de las pruebas que Dios envía, reaccionan y no solo no las aceptan con humildad, sino que también se ofenden profundamente y buscan una forma de atacar a aquellos que sirvieron de instrumentos, de manera inconsciente, para que Dios los probase, como hasta entonces pedían.

Comprendan, queridos compañeros en Cristo, que el Señor no puede permitir que todo se les entregue sin colocar en sus vidas las pruebas que consolidan el propósito crístico en su interior.

Después de recibir tantos impulsos del Cielo, cuando ustedes fueren menospreciados, humillados, calumniados o maltratados, según la comprensión de cada uno, simplemente reciban la oportunidad como dádiva celestial y, sin miedo, dejen que las estructuras del orgullo caigan por tierra, frente a sus pies.

Sé que muchos perciben que no pasaron las pruebas que Dios les envió y que las resistentes estructuras del orgullo fueron mayores que su aspiración a la humildad, pero no importa, porque no les pedimos perfección, sino persistencia.

Ahora, levántense del abismo de la ignorancia y reconozcan su propio aprendizaje; colóquense delante del Padre disponibles para nuevas enseñanzas y prosigan.

Quiero que comprendan algo de una vez y para siempre: la humanidad necesita de sus ejemplos de humildad, códigos que se extinguen de la consciencia humana porque las reacciones y las contestaciones ya son muy conocidas por todos.

Cuando alguien los coloque delante de una situación de humillación, acéptenla con humildad, porque, independientemente de quién tenga la razón y de si esa situación es justa o injusta, el Señor espera que Sus soldados bajen la cabeza y venzan la batalla, derribando el orgullo y viviendo la humildad.

Acuérdense de lo que hoy les dije y estén atentos a las situaciones de la vida, porque si dicen sí al camino crístico, no pueden esperar otra cosa sino imitar a Aquel que fue humillado, rechazado y puesto en una cruz, para que aprendan a perdonar a la humanidad y para abrir el caudal de Su infinita Misericordia para el mundo. 

Yo los bendigo y los espero dispuestos a recomenzar sin miedo de equivocarse, porque solo con la experiencia del error y reconociendo las propias fallas es que podrán ayudar y advertir a otros.

Yo los amo y los acompaño siempre, día a día, paso a paso.

San José Castísimo

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Mientras estén en este mundo, la vida será un ejercicio de constante trascendencia y redención. Por eso, no detengan sus pasos en aquello que forma parte de su indomable condición humana.

Entréguenme día a día sus pequeños seres y beban de Mi Fuente de Misericordia, que los liberará del pecado.

Déjense llevar al Reino de la Paz y del Amor Absoluto.

No pierdan de vista Mis huellas peregrinas, porque estoy a su lado para enseñarles el correcto uso de la Ley del Señor.

Afirmen sus vidas en la Pureza Infinita de Dios; aspiren cada día a ser menos para sí y más para los que en verdad necesitan de ayuda.

La llave para su purificación constante se encuentra en la oración y en la fe, porque a través de ellas fortalecerán la vivencia de sus votos.

Yo sé con anticipación que Me faltarán, Yo sé con anticipación que vendrán a Mi encuentro buscando fuerzas internas para enfrentar su propia batalla interior. 

Solo les digo que se necesita valentía y amor para vivir en Mi Proyecto, porque para ser bienaventurados de espíritu, ustedes antes deberán conocer el desierto de sus seres. Y allí, en el desierto, Yo estaré para darles de beber de Mi Fuente Misericordiosa de Piedad.

Confiésense Conmigo y solo díganme todos los días que están Conmigo.

Vivan en la fe.

Bajo el Amor del Padre, sean bienaventurados.

Gracias por vivir Mis Palabras con el corazón.

Cristo Jesús

MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS, TRANSMITIDO AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN

Fray Elías del Sagrado Corazón: En este día de Aparición mensual de San José, Cristo Jesús transmitió Su mensaje diario en la presencia del Castísimo Corazón.

Queridos hijos en la Tierra:

Los Sagrados Corazones, en estos tiempos, tienen el propósito espiritual de transformar y elevar la condición de la humanidad actual. Con este fin, el Castísimo Corazón de San José se ha propuesto ayudar en el despertar de la vida espiritual a las consciencias que están dormidas.

De esta manera, el Sagrado Corazón de Jesús obra por medio del Castísimo Corazón de San José para abrir una fuente inagotable de Gracias y de Pureza Infinita para toda la humanidad, a través de este gran Espíritu Obrero.

Jesús quiere consagrar América al Sacratísimo y Bendito Corazón de San José para que esta parte de la humanidad alcance la paz y la pureza del alma y del cuerpo. Esto será posible mediante las oraciones diarias y constantes que nombren las Bienaventuranzas del Casto Corazón.

Si la humanidad en su mayoría respondiera al pedido del Sagrado Corazón de Jesús habría, por intercesión de este Obrero de Dios, una salvación ilimitada de almas que en estos tiempos se están condenando al Infierno eterno.

Antes de Mi Venida gloriosa, América deberá consagrarse al Castísimo Corazón de San José y al Inmaculado Corazón de María, para que esta parte del mundo sea digna de recibir la visita espiritual del Rey de las Estrellas.

Si esta consagración a San José y a la Virgen María se realizara como un voto por parte de las almas, los acontecimientos cambiarían y la humanidad sería perdonada en su totalidad.

Para una mayor consagración de las almas al Bendito y Sacratísimo Corazón de San José, Mi Consciencia Misericordiosa les dejará por escrito en este día Las Siete Bienaventuranzas del Castísimo Corazón de San José, Bienaventuranzas que les permitirán encontrar fuerzas internas para los tiempos críticos, con el fin de que se establezca la paz en todos los seres.

Las Siete Bienaventuranzas del
Castísimo y Sacratísimo Corazón de San José

Primera Bienaventuranza
Recibir los Dones del Cielo
por medio de la consagración al Padre en la Tierra.

Segunda Bienaventuranza
Redimir los errores
a través del amor al Venerable San José.

Tercera Bienaventuranza
Perdonar el pasado
por medio de la cura del Casto Corazón.

Cuarta Bienaventuranza
Vivir eternamente la aspiración de servir.

Quinta Bienaventuranza
Ser misericordioso hasta en las pequeñas acciones
para que las Gracias desciendan desde los Cielos.

Sexta Bienaventuranza
Orar con el corazón para que la devoción del alma emerja.

Séptima Bienaventuranza
Preferir estar en el Cielo junto al Casto Corazón de San
José para que todas las almas encuentren la salvación.

Quien medite sobre estas Bienaventuranzas recibirá el impulso de permanecer eternamente bajo el amparo divino del Castísimo Corazón de San José.

Bajo la Gloria del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, sean puros y bienaventurados.

Gracias por recibir en el corazón el Amor del Casto Corazón de San José.

Cristo Jesús

Quiénes somos

Asociación María
Fundada en diciembre de 2012, a pedido de la Virgen María, Asociación María, Madre de la Divina Concepción es una asociación religiosa, sin vínculos con ninguna religión institucionalizada, de carácter filosófico-espiritual, ecuménico, humanitario, benéfico, cultural, que ampara a todas las actividades indicadas a través de la instrucción transmitida por Cristo Jesús, la Virgen María y San José. Leer más

Contacto

Mensajeros Divinos