Domingo, 3 de febrero de 2019

Mensajes diarios
MENSAJE DIARIO DE CRISTO JESÚS GLORIFICADO, TRANSMITIDO EN EL CENTRO MARIANO DE FIGUEIRA, MINAS GERAIS, BRASIL, AL VIDENTE FRAY ELÍAS DEL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Finalmente, compañeros, después de tantos años de trabajo y de encuentros compartidos con ustedes, Yo podré dejar instaurada y establecida, en los Centros Marianos, la vivencia de los Sacramentos para las almas.

Por eso, a partir del próximo 3 de marzo todos los que quieran ser sacramentados podrán dirigirse hacia algún Centro Mariano a fin de prepararse para vivir el Sacramento que necesiten.

Será de esa forma que el 4 de marzo de 2019, así como todos los días 4 de los meses que vendrán, los Centros Marianos prepararán sus altares para ofrecer y administrar a las almas los Sagrados y Divinos Sacramentos.

He escogido al Centro Mariano de Aurora para comenzar con este impulso para que el nuevo ciclo de los Centros Marianos sea más apoyado por todos, principalmente por los peregrinos.

Por eso deseo, con amor en el corazón, que los días 4 de cada mes lleguen a los Centros Marianos ómnibus peregrinos y que su acogimiento y recepción sean preciosamente organizados por los Hijos de María y por los Celadores de la Eucaristía.

Así es que todos los días 4, después de vivir la sagrada procesión con el Santísimo Cuerpo de su Señor, los Sacerdotes, los auxiliadores de Sacerdotes, los Celadores de la Eucaristía y los Hijos de María se prepararán para brindar los Sacramentos del Bautismo, la Unción y el Lavapiés.

De esta manera, los Sacramentos pasarán a ser puentes espirituales de preparación para aquellos que luego participarán de los encuentros de oración de la Divina Misericordia.

Los Sacramentos, excepto la Santa Comunión, no serán más administrados los días 5 y 6 para que las almas se preparen mejor espiritualmente para estar ante Mi Presencia en la Maratón de la Divina Misericordia de cada mes.

Por un período más, seguiré consagrando con amor las hostias para ustedes, para que se sigan sirviendo de Mi Cuerpo y de Mi Sangre.

Por último, el día 4 de cada mes, los Sacerdotes ofrecerán el Sacramento de la Confesión durante la mañana, como parte de la actividad litúrgica y sacramental de los Centros Marianos.

Para eso, se construirán confesionarios portátiles que serán colocados reverentemente en algunos puntos de los Centros Marianos para que los confesores tengan mejores condiciones espirituales para ofrecer ese ejercicio de purificación.

Invito a todos los fieles seguidores de Cristo, a los devotos, a los orantes y a los peregrinos para que, a partir del mes de marzo de 2019, se sirvan humildemente de los Sacramentos y así alivien a este sufrido planeta.

Esperaré para ver en la puerta de cada Centro Mariano la llegada de los ómnibus peregrinos. Yo mismo los recibiré de brazos abiertos para que entren al Templo de Mi Corazón, expresado en la simplicidad de cada Centro Mariano.

¡Les agradezco por guardar Mis aspiraciones en el corazón!

Los bendice,

Vuestro Maestro, Cristo Jesús