Jul

25

Miércoles, 25 de julio de 2018

Aparición
Aparición reservada de la Virgen María, en la ciudad de Fátima, Portugal, al vidente Fray Elías del Sagrado Corazón de Jesús

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Desde el Corazón de Fátima hoy envío bendiciones para Mis hijos del mundo y, como Madre, hoy vengo a buscar su universo interior para que él sea reconocido, contemplado y amado.

Deseo que busquen dentro de ustedes, hijos Míos, lo que verdaderamente existe y que va más allá de la vida material, de la vida superficial o de la vida humana.

El Universo está atento al despertar de la consciencia de cada ser humano porque con ese movimiento muchas más situaciones se podrán regenerar y curar en esta raza.

El despertar de su universo interior es importante en este ciclo, porque es ahí en donde encontrarán la respuesta a sus cuestionamientos o dudas, en donde hallarán la Sabiduría de Dios, en donde encontrarán la paz.

Si salen de ese universo interior, hijos Míos, no podrán comprender a su alrededor los próximos acontecimientos en la humanidad.

Las señales del Universo vendrán directamente hacia los niveles profundos de la consciencia.

La humanidad ha demostrado que en la superficialidad de la vida no se puede encontrar a Dios.

Yo les enseño, por medio del camino de la oración, a entrar en comunión con su universo interior y con toda su existencia, aunque la desconozcan.

Yo los invito a ingresar en ese estado de consciencia, día a día, para que puedan penetrar aún más ese Misterio de Dios, un misterio que guarda revelaciones importantes para las almas de este tiempo.

Si están en este ciclo, presentes en la humanidad, es por una razón espiritual e interior.

Por eso Yo los invito, hijos Míos, a comprender más allá de los sentidos la Palabra de la Jerarquía.

Están ante un tiempo crucial en el que todo se debe definir, pero esa definición podrá ser amorosa o dolorosa. El ser humano tiene la oportunidad de escoger.

Vengo, como Madre, a buscar esa riqueza interior que hay dentro de cada uno de Mis hijos.

Vengo con la intención de que miren hacia dentro de ustedes más allá de las imperfecciones y de las miserias, más allá de los obstáculos o de las dificultades del día a día.

Dios ha dejado un tesoro espiritual en cada criatura y ha llegado la hora de que ese tesoro despierte y se haga consciente en cada hijo Mío.

Así Mis hijos podrán estar en comunión con el Universo, podrán comprender, aunque no lo sepan, las Leyes que actuarán en el fin de estos tiempos y los acontecimientos que se desarrollarán en el fin de este ciclo.

Yo solo espero que por medio de las virtudes del alma puedan acceder a ese conocimiento interior; así, sus registros más antiguos serán transmutados y serán liberados, y no será necesario permanecer en la cadena viciosa de los errores.

Yo los invito a que dentro de ustedes pueda despuntar el sol interior del amor, porque por medio de ese Don todo superarán, todo transformarán.

Yo necesito, hijos Míos, que se desconecten de lo conocido y se conecten con lo desconocido, que puedan cruzar ese portal que hoy el Universo les abre para que no solo estén en filiación con lo Alto y lo Superior, sino que en su interior se puedan gestar nuevas cosas.

Como Madre del Universo y Madre de la Confraternidad, los impulso a un nuevo cambio, a un nuevo estado de consciencia, a una nueva percepción de la vida, diferente a lo que hasta ahora han comprendido y experimentado.

Los grandes Padres Creadores de los Universos Espiritual, Mental y Material, esperan darles nuevos impulsos, a la humanidad y al planeta, y poder reflejar todos esos impulsos en los Universos de los cuales ustedes forman parte, todo el tiempo.

Eso permitirá, hijos Míos, que la humanidad sea digna de nuevas revelaciones y, a pesar de que esté dentro de un camino de transición interior y material, nunca le faltará la Guía y el Conocimiento de Dios. Y aunque no todos están preparados para recibir estos impulsos, la mayoría podrá beneficiarse de ellos porque Dios sigue siendo misericordioso.

Las Leyes que intentan despertar en las almas cambiarán los acontecimientos; es necesario aprender a percibirlas aunque no se conozcan. Por eso su unión con lo Alto siempre será imprescindible.

Renueven esa unión todos los días para que en sus corazones se espeje la Voluntad de Dios.

Como Madre del Universo Yo les traigo todo el Conocimiento del Cosmos porque es tiempo de que aprendan a percibir la realidad desde otro lugar.

El Universo es dinamismo constante, es un fluir constante de conocimiento y de información.

El Universo es como una usina que todo renueva y que todo regenera.

El Universo nunca se paraliza, desde que él fue creado nunca se ha detenido.

El estancamiento espiritual no es parte del dinamismo del Universo, por eso el cambio constante y permanente lleva al despertar de la consciencia y a la comprensión de nuevas realidades; solo deben hacer lo correcto para poder vivirlo.

Esto que hoy les traigo no es un misterio, es algo que cualquier ser de este Universo puede vivir, puede experimentar y puede vivificar en sí.

Dios aún está abierto para recibir a Sus hijos y sus intenciones, para escuchar sus corazones y sus oraciones.

No existirá, en este tiempo, el camino del retroceso, solo deben colocar su mirada en el horizonte de Dios y seguir adelante.

Los tiempos que llegarán y sus experiencias nunca fueron vividas por la humanidad; todo lo que sientan, piensen o perciban en este ciclo, será algo nuevo aunque no sea bueno, y en todo existe un aprendizaje y una lección interior para las almas.

Es hora de reconocer el tiempo de la purificación y no querer apartarse de él porque no habrá como escaparse de él.

Hay almas en este tiempo que se están purificando más que otras, pero todas vivirán su purificación en algún grado y en algún sentido.

No deben temer descubrir en ustedes lo que aún deberá redimirse.

Agradezcan a Dios todos los días por tener conocimiento de su realidad, porque aún el planeta deberá redimirse como Consciencia, aún la humanidad deberá encontrar el camino hacia el Propósito.

Necesito que comprendan todo lo que les digo en un solo sentido, que es el sentido de la ascensión.

Lo superficial será superficial. Lo superficial permanecerá en lo superficial, pero eso en algún momento cambiará cuando las Leyes del Universo desciendan para concebir, en las almas y en las consciencias nuevos Principios.

Es hora de percibir que algo está cambiando.

Es hora de percibir que nada sigue igual.

El Universo Espiritual se presenta para anunciarles esto.

Abriendo sus ojos al Infinito descubrirán la Verdad y reconocerán su propósito.

Porque hay una Estrella en el Universo al que ustedes pertenecen que guarda su historia desde el principio hasta el fin, y esa Estrella espera la síntesis de sus vidas.

Y aún más, esas Estrellas se encenderán cuando den los pasos hacia el camino del espíritu, que es con constante sacrificio y esfuerzo; allí se registrarán las maravillosas experiencias del amor y de la redención de los corazones.

En el Firmamento de Dios estará escrito el resultado de Su Creación y todo comenzará de cero, porque las almas habrán aprendido a superar la dualidad en sí mismas y habrán aprendido a vencer por medio del Amor del Redentor.

Cada vez que Yo vengo desde el Universo, desciendo desde los Cielos y llego a su encuentro, hijos Míos, algo nuevo se registra en el Universo de Dios y también en este Universo Material.

Deben percibir abiertamente lo que eso significa y para eso deben estar en la vibración correcta y en el canal correcto para poder comprenderlo y sentirlo.

El Universo aún es un misterio para el hombre, pero quien ame primero al Universo, lo comprenderá y lo sabrá.

La mente del ser humano nunca podrá comprender el Universo, es el corazón que Dios le ha dado al hombre el que todo entiende y todo percibe; por eso Mi Corazón Inmaculado es la puerta para su entendimiento y su sabiduría.

En Mi Corazón está el camino para los que quieran aprender a trascenderse a sí mismos.

Mi Corazón es el refugio para sus vidas y es el ofrecimiento para Dios, en constante ofrenda y entrega.

Quien pasa por Mi Corazón cambia su vida para siempre porque Mi Corazón es parte de Dios y de ese gran Universo que espera mostrarse definitivamente a la humanidad.

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Jul

13

Viernes, 13 de julio de 2018

Aparición
Aparición de la Virgen María, en la Ciudad de Colonia, Alemania al vidente Fray Elías del Sagrado Corazón de Jesús

Alemania necesita reconsagrarse a Mi Inmaculado Corazón, para que pueda recibir más Gracias de las que hoy Yo les traigo. Pero hoy llevaré al Cielo y en Mi Corazón, el soplo de Amor de Mis hijos, que es lo que Me hace volver al mundo, una y otra vez.

Por eso Yo estoy aquí, hijos Míos, para que el soplo del amor de sus corazones llegue no solamente a Alemania, sino también a los lugares que más necesitan del Amor de Dios.

Es este Amor tan profundo y verdadero el que redimirá sus corazones y vidas, que los llevará a comprender los Misterios de Dios, para que algún día aprendan a cumplir Su Voluntad.

Hoy he sentido ese amor de sus corazones, de cada corazón presente, que Me ha confesado su amor por  Mi Corazón Inmaculado.

Deseo, hijos Míos, que siempre recuerden esto, porque es lo que disolverá aún más los errores que Alemania cometió en el pasado. Es este amor el que los llevará a amar aún más al Universo, para que algún día sean partícipes de todo lo que se guarda en la esencia de la vida universal.

Es este amor el que los llevará a amarlo todo de forma incondicional, el que los despertará al servicio por los más necesitados; porque la mayor razón del servicio aquí, en Alemania,  es por los que sufren espiritualmente, a pesar de tenerlo todo y  de nunca faltarles nada.

El sufrimiento espiritual aunque no les parezca, hijos Míos, es más fuerte que el sufrimiento material y humano, porque no hay nada que lo pueda disolver, sino el Amor de Dios, que una y otra vez debe surgir desde sus esencias para que este Amor colme sus vidas y espíritus, y así, colme al planeta, que tanto necesita del Amor de Dios para poder seguir adelante en estos tiempos definitivos.

Hoy, las leyes de la transmutación han actuado de forma diferente, porque primero donaron el amor de sus corazones y se entregaron a una voluntad desconocida e invencible.

Es esta Voluntad Divina e Infinita que está basada en el Amor de Dios, la que Me ha traído aquí, a Alemania, para traer a sus corazones lo renovador y lo nuevo, para que desde sus familias y pueblos aprendan los nuevos valores de la espiritualidad, basados en los atributos que Mi Corazón Inmaculado les ofrece para estos tiempos.

Por medio del camino del servicio y de la oración, hijos Míos, por medio de la comunión con Cristo y de la confesión diaria de sus corazones al Supremo Creador, es en donde encontrarán las llaves para poder transformarlo todo, porque aprenderán a vivir, hijos Míos, la espiritualidad que Dios había pensado desde el principio para Alemania y Europa.

Por eso hoy, hijos Míos, comienza un nuevo ciclo y sus corazones son partícipes de esa Gracia que hoy les traigo; Gracia que los intentará llevar aún más al despertar y a tomar consciencia de todo lo que Dios necesita para este tiempo y su humanidad.

Hijos Míos, la tarea aquí en Alemania recién ha comenzado; la tierra ha sido preparada; el Pastor la ha sembrado y la Madre Naturaleza la ha regado para que broten aquí nuevos principios de hermandad y de luz que ayudarán a disolver el pasado y a curar a los corazones de todo sufrimiento.

Por eso, hijos Míos, primero deben creer en el amor que hay en ustedes y dentro de ustedes. Ábranse a descubrir dentro de ustedes el Universo del Amor de Dios y la oración será el pilar fundamental en sus vidas para poder encontrarlo. Porque con esa comunicación diaria con el Cielo, sus Ángeles de la Guarda los ayudarán a encontrar el camino del amor, para finalmente encontrar el camino de la verdad que tanto necesitan saber y comprender a través de lo que sucede en sus vidas, día a día.

Por eso, hoy no solo Yo les extiendo Mi Mano para que se tomen fuerte, hijos Míos, para que no solo podamos unir el Cielo y la Tierra, el Universo de Dios y las almas, sino que también Yo les ofrezco Mi Corazón maternal para que por medio del fuego de Mi Espíritu, nuevos Dones puedan ingresar en ustedes en este momento y esto se expanda más allá de sus vidas y de su nación. Porque quien viva el llamado de la Madre Celestial, aprenderá a vivir la Voluntad de Dios en estos tiempos difíciles.

Por eso los invito a gestar entre ustedes, hijos de Alemania, esa unidad inquebrantable que ayudará a promover la Paz en los mundos internos y que traerá renovación a sus vidas y a todo su pueblo.

Hoy estoy aquí, ante ustedes, como la Señora del Santísimo Rosario para invitarlos a que por medio de su consagración en este día, la oración grupal sea la tónica para sus vidas; oración que puede curar niveles profundos de las almas de Alemania que aún están sufriendo las consecuencias del pasado y del presente.

Hoy Me ofrezco a ustedes como la Madre de la oración, para que ingresen a Mi escuela eterna, para que junto a los Ángeles del Cielo formen esta nueva escuela de oración, que en niveles tan silenciosos y profundos no solo podrá transformar Alemania, sino también a Europa, que tanto lo necesita.

Con esta respuesta que Me han dado su corazones para vivir la consagración de hoy, y también por aquellos que han venido de otras naciones para consagrarse, deseo, hijos Míos, que puedan percibir el fuego de su fe, que a pesar de ser desconocido, debe siempre llevarlos a concretar la Voluntad de Dios en sus vidas y en las naciones a las cuales pertenecen.

Este es Mi Mensaje para ustedes, hijos Míos. Deseo que sean embajadores de la paz y que promuevan la paz con acciones buenas, con acciones fraternas, con acciones pacíficas, que puedan renovar sus consciencias y a todos los que reciban ese servicio por parte de ustedes.

El mayor servicio espiritual de los grupos de oración de Alemania, será la ayuda, por medio de la oración y de la invocación a la Divina Misericordia de Mi Hijo, para todos aquellos hijos Míos que necesitan recibir una oportunidad en este tiempo final.

Hoy Me iré de aquí, hijos Míos, finalizando y cumpliendo una Misión, la que han vivido junto Conmigo en estos dos últimos meses y en la que todos fueron llevados a colaborar por amor y hermandad, para que Europa recibiera las Gracias que tanto necesitaba

Aún hay mucho trabajo por hacer, hijos Míos. Bélgica y Dinamarca también esperan por Mi ayuda algún día, así como Rusia, que necesita de mucha Misericordia.

Pero si los pilares de los grupos de oración se funden primero en Europa Oriental y Occidental, crearán las condiciones necesarias, hijos Míos, para que la Obra de Amor de los Mensajeros Divinos llegue a aquellos lugares del mundo que también necesitan de Misericordia.

Desde ahora hijos Míos, nos estamos preparando para ese momento, así como también para llevar la paz y el amor que ustedes han recibido, hacia Asia y Oceanía. 

En este momento, ante la Iglesia Celestial de Cristo, que se abre desde el Universo Espiritual, la Madre del Cielo y de la Tierra, la Virgen de Schoenstatt, la Señora del Santísimo Rosario, invita a Sus hijos que hoy se consagrarán, a que se aproximen a este altar bendecido por Cristo para vivir este momento importante de consagración de sus almas a Mi Inmaculado Corazón.

Que a partir de este momento comience a escucharse el himno de su consagración.

Ustedes, hijos Míos, han definido ante Mi Corazón Inmaculado, formar parte de este primer ejército para Alemania, que también unirá a Austria y a Suiza, en esa triangulación divina y especial, por el triunfo de los Tres Sagrados Corazones, de Jesús, de María y San José, los que a partir de este momento, en nombre de Dios y de Su Divino e Invencible Proyecto, se han ofrecido a esas tres naciones para llevar adelante un momento importante de conversión y de redención de esta parte de la humanidad, formando alegres y jubilosos grupos de oración que puedan llevar en sus corazones el amor que hoy les entregaré, para siempre.

Los hijos que hoy se consagrarán coloquen sus manos en señal de recepción.

Como Virgen de Schoenstatt y Señora del Santísimo Rosario, reciban de Mi Corazón Maternal esta Gracia que tanto han esperado en sus vidas, a fin de que esta Gracia se multiplique y llegue a los corazones que más sufren, por medio de su compromiso en esta vida de consagración al servicio de la oración por la humanidad.

Que el Señor derrame sobre ustedes Sus Dones y que los haga partícipes de Su Misericordia.

Que el Señor siempre les haga sentir Su confianza y plenitud, a fin de que miles de almas en Alemania reciban el impulso de despertar, por medio de su devoción y dedicación a la vida de la oración, a fin de que el Santo Rosario, poderosa arma contra el mal, se infunda en sus corazones y en el mundo, y renueve los tiempos en este planeta.

Pueden colocar sus manos sobre el corazón y agradecer a Dios por este día de consagración al Materno e Inmaculado Corazón de María.

Recuerden que siempre los escucharé; que siempre como Madre y Sierva de Dios escucharé sus oraciones, las que especialmente surgirán en este tiempo desde Alemania, Austria y Suiza.

Hoy los consagro como familia espiritual para que los Tres Sagrados Corazones estén presentes en ustedes y sus naciones.

Los bendigo en el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

Hoy llevarán estas rosas que estoy consagrando, como el testimonio de Mi Amor por ustedes, de un Amor eterno e invencible, de un Amor que comprende y acepta, de un Amor que no cuestiona, que no juzga. De un Amor de Mi Corazón que abraza, que cura y que redime, porque es Dios a través de Mi Corazón en sus vidas, para siempre.

Yo les agradezco por haber respondido a Mi llamado.

Que la Paz siempre se encuentre aquí, en Alemania.

Que así sea.

Quiénes somos

Asociación María
Fundada en diciembre de 2012, a pedido de la Virgen María, Asociación María, Madre de la Divina Concepción es una asociación religiosa, sin vínculos con ninguna religión institucionalizada, de carácter filosófico-espiritual, ecuménico, humanitario, benéfico, cultural, que ampara a todas las actividades indicadas a través de la instrucción transmitida por Cristo Jesús, la Virgen María y San José. Leer más

Contacto

Mensajeros Divinos